10 de Marzo: Día Mundial del Riñón

Compartir

El Ministerio de Desarrollo Humano recuerda que el Día Mundial del Riñón se conmemora el 2º jueves de cada año, constituyendo una campaña en todo el planeta destinada a concientizar a la población sobre la importancia del cuidado de los riñones.

En el 2022, el lema en todo el mundo es “Cerremos la brecha del conocimiento para una mejor atención de la Enfermedad Renal”, que tiene por objetivo difundir, en personas de todas las edades, cómo cuidar adecuadamente los riñones e informar sobre las medidas de prevención, los factores de riesgo y la necesidad de detectar a tiempo esta patología.

Los especialistas recalcan “conocer más para una mejor atención de la Enfermedad Renal”, teniendo en cuenta que las afecciones de los riñones “pueden ser silenciosas”, ya que, más del 2/3 de las personas que tienen enfermos los riñones “no lo saben”, es decir, no presentan síntomas evidentes.

Sostienen, sin embargo, que mediante un análisis de sangre “solicitando urea y creatinina, más un examen completo de orina y una ecografía abdominal” las enfermedades renales “pueden ser detectadas, diagnosticadas y tratadas tempranamente”.

En ese sentido, es importante saber que las enfermedades de los riñones, algunas veces, “pueden tratarse y curarse” pero para ello “es fundamental consultar a tiempo”, y hacer el control “periódicamente”.

Informarse y estar atentos

Advierten, al respecto, que las personas que sufren de hipertensión, diabetes o enfermedades inmunológicas, pueden presentar más riesgos de que sus riñones estén enfermos. También quienes padecen de obesidad y tienen familiares que hayan tenido o tengan enfermedad renal.

Del mismo modo, quienes alguna vez, orinan con sangre y/o espuma; tienen o tuvieron piedras en los riñones, padecen infección urinaria y cistitis en reiteradas ocasiones; presentan hinchazón en las piernas, manos o cara; fatiga, falta de aire o anemia crónica, “es posible que tengan también sus riñones enfermos”

Quienes tengan estos antecedentes, deben “hacer la consulta con el médico, pedirle los estudios de sangre y orina, y completarlo con la consulta al especialista en nefrología”.

Prevenir

Para proteger los riñones de posibles enfermedades, los especialistas aconsejan: realizar actividad física de forma habitual y sostenida en el tiempo, de ser posible, diariamente. Mantener un peso acorde y saludable, llevar un control regular de los niveles de glucosa en sangre y de la tensión arterial. Consumir cada día alimentos sanos, que ayuden a una nutrición buena y equilibrada; y beber abundante agua, al menos 2 litros por día.