Acciones sanitarias en el San Pedro

Compartir

Equipos multidisciplinarios de efectores dependientes del ministerio de Desarrollo Humano, beneficiaron a los vecinos del barrio San Pedro con una nueva recorrida casa por casa para atender su estado de salud.

Bajo esta modalidad de las visitas domiciliarias, niños y adultos de distintas edades fueron entrevistados por el personal de salud que entre los servicios, brindó a las familias: control del carnet de vacunas, programación de turnos para estudios de Papanicolaou (PAP) y otros, controles a pacientes con enfermedades crónicas y a embarazadas, fumigación de las casas, descacharrizado y concientización de medidas de prevención en el marco de la campaña contra el dengue.

“Nuestro objetivo son todos los vecinos, pero en cada recorrida el hincapié siempre está puesto en los niños, embarazadas, personas mayores de la tercera edad y los pacientes con diagnósticos de patologías crónicas, teniendo en cuenta que son los más vulnerables y requieren de controles periódicos estrictos”, comentaron los coordinadores de este trabajo en terreno.

En este marco mencionaron que los enfermeros hicieron mediciones de la tensión arterial, nivel de glucemia y control de la temperatura. “Así fueron detectados pacientes con factores de riesgo como también los que por motivos particulares, han abandonado sus tratamientos en las últimas semanas”, explicaron, agregando que “para ellos fueron programados turnos para su atención con los especialistas indicados en el centro de salud más cercano”.

Las embarazadas recibieron los controles prenatales de rutina “invitándolas asimismo a concurrir al efector para actualizar sus carnets de vacunas”, entre otras recomendaciones. Igualmente, las mujeres de entre 35 y 64 años (población objetivo) fueron registradas para la toma de muestra de PAP anual con el turno programado correspondiente.

Los operadores sanitarios que acompañaron al equipo de profesionales, ingresaron a las viviendas para colaborar con las tareas preventivas que las familias realizan diariamente para eliminar al mosquito Aedes aegypti, vector del dengue.

Así fueron concretadas labores de fumigación y rociados en las dependencias habitacionales, patios, veredas y alrededores. Esto fue complementado con las recomendaciones sugeridas por los agentes acerca de los cuidados domiciliarios, insistiendo que “lo fundamental es eliminar recipientes o restos de objetos que puedan convertirse en criaderos donde se aloje esta especie de mosquito, como tratar adecuadamente los que se usan para juntar agua, además de proteger el cuerpo de las picaduras aplicando repelentes”.