Acentúan la vacunación en niños y niñas del Oeste

Compartir

Con la aplicación de dosis que el calendario indica entre los 15 y 18 meses de vida

Un equipo de vacunadores del centro de salud de la comunidad El Quebracho, emprendió esta semana una nueva recorrida por las casas de los vecinos, para reforzar la cobertura de vacunas destinadas a los más chiquitos.

Según se informó, desde el Ministerio de Desarrollo Humano, el equipo visita los domicilios con el objetivo de captar niños entre 15 y 18 meses, “tanto para iniciar los esquemas de las vacunas que corresponden a esta franja etaria, o para completarlos para que estén al día”.

Al respecto comentaron que, el Gobierno de Formosa mantiene vigente, “en el periodo de cuarentena obligatoria”, la estrategia de ampliar la cobertura de vacunación en todas las edades “con la asistencia de los vacunadores a las casas”. El accionar se acentúa en los grupos de riesgo, como en este caso “se trata de los más chiquitos, para que estén protegidos de las enfermedades mediante las vacunas”.

Sobre las dosis aplicadas, mencionaron que fueron: la Salk, destinada a evitar la poliomielitis; la pentavalente, que inmuniza contra las enfermedades de: difteria, tos convulsa, tétanos, influenza tipo b y hepatitis B; y la antiamarílica que se aplica para prevenir la fiebre amarilla.

Vacunas al día

Todas las vacunas del Calendario Nacional son obligatorias, gratuitas y se aplican en los vacunatorios, centros de salud y hospitales públicos de nuestra provincia y del país.

Contamos con vacunas para todas las etapas de la vida. También para situaciones especiales de salud y para grupos de riesgo específicos, tal como lo indican los  profesionales en inmunizaciones.

Además, periódicamente, las campañas de vacunación son implementadas de modo estratégico, de acuerdo a las necesidades que surgen de la población, con el objetivo de ampliar y garantizar el acceso a las vacunas y a la efectiva prevención que ofrecen frente a muchas enfermedades.

“Tener las vacunas al día, es la responsabilidad de todos. Vacunarse es a la vez un beneficio, una obligación y un compromiso que tenemos con nuestra familia y con la comunidad, porque es la manera que tenemos de evitar el contagio de muchas enfermedades”, enfatizaron desde el Departamento de Inmunizaciones dependiente de la cartera de salud provincial.

En este marco, insistieron en que “los padres tenemos, además, la responsabilidad de hacer vacunar a nuestros hijos, de mantenerlos al día con todas las dosis y los esquemas completos, a medida que van creciendo. Es una de las maneras más valiosas que tenemos para cuidar su salud. Ellos no pueden hacerlo solos, necesitan de los adultos para cumplir con este requerimiento”, precisaron.

Recordaron que, el sistema de salud de nuestra provincia hace posible que las familias cuenten con un centro sanitario o un hospital cercano a sus domicilios. Por lo tanto, “instamos a los padres a que acerquen a sus niños a recibir las vacunas y ponerse al día con su carnet actualizado”.