Compartir

El segundo jefe de la Dirección General de Policía Científica de la Policía de Formosa, comisario inspector Jorge David, se refirió a las distintas modalidades de ciberestafas que existen en la actualidad y brindó consejos a la población para evitar ser sorprendidos en su buena fe.

El funcionario policial conversó con la Agencia de Noticias Formosa (Agenfor) y recordó que, durante la pandemia, cuando todo el mundo presencial se volvió virtual, también lo hicieron los delincuentes, quienes trasladaron sus delitos al mundo digital.

Dijo que, alertados por estos cambios, las políticas públicas encendieron las alarmas y capacitaron al personal policial para detectar estos delitos y alertar a las personas.

Señaló que, en la actualidad, continúan llevando a cabo charlas en las escuelas, destinadas a los jóvenes que son nativos digitales, para que “prevengan a sus padres, abuelos y se evite de esta manera que nuestros seres queridos caigan en estas estafas”.

Explicó David que los ciberdelincuentes navegan las redes sociales donde las personas dejan muchas pistas y dan datos que pueden ser utilizados para iniciar los contactos, que luego derivarán en posibles delitos. Y puso como ejemplo cualquier red social de un banco, donde un cliente X deja un reclamo público a la entidad, con todos sus datos filiatorios e incluso su número telefónico solicitando se contacten.

“Los delincuentes están pescando esto, con engaños los llaman supuestamente desde el banco y le terminan sacando la cuenta o toman el control del WhatsApp de esa persona” comentó.

Expresó que continuando con el engaño, el ciberdelincuente le manifiesta a su víctima que para “solucionarle el problema” le enviará a su teléfono personal 4 dígitos. “Cuando esta persona cae y les da este código, el delincuente toma posesión de su WhatsApp y comienzan a estafar a las personas, haciéndose pasar por él, con distintos tipos de argumentos”.

Los argumentos para engañar a los contactos telefónicos son variados y van desde un hijo enfermo hasta un accidente o un grave problema personal. “Pide dinero como ayuda, le generan un CBU que se denomina mula, reciben el dinero, lo redistribuyen a una segunda cuenta, compran monedas virtuales y luego lo transforman en dinero físico” comentó.

Dijo que la modalidad de estafa más reciente que se está realizando en la provincia de Formosa es la simulación de una extorsión policial, utilizando la imagen de un comisario en actividad y solicitando una suma de dinero para “parar un allanamiento y detención” por una causa penal

A modo de recomendación, el funcionario policial pidió a las personas tomar los recaudos a la hora de publicar fotografías en redes sociales, ya que los delincuentes obtienen todo tipo de detalles para iniciar sus delitos.

Contra el cibercrimen

Con el fin de dar cumplimiento a las acciones delineadas en el convenio específico de adhesión al Programa de Fortalecimiento de Ciberseguridad y en Investigación del Cibercrimen (FORCIC) el Ministerio de Seguridad de la Nación entregó equipamientos a las provincias que participaron de la capacitación sobre la lucha contra el Cibercrimen en Formosa.

Se trata de Formosa, Chaco, Misiones, Corrientes, Entre Ríos y Santa Fe.

En ese marco, el especialista en ciberseguridad Matías Obregón, quien se desempeña como asesor de la Dirección de Investigaciones del Ciberdelito del organismo nacional se refirió a los equipos que recibieron las provincias adheridas al Programa de Fortalecimiento en Ciberseguridad y en Investigación del Cibercrimen (ForCIC)

Destacó que se trata de “un kit básico para el fortalecimiento o la creación en caso de que no exista de un área de lucha contra el cibercrimen. Se compone de tres computadoras, estaciones potenciadas, un servidor para que se puedan almacenar las investigaciones y se le pueda dar el uso que cada unidad necesite”.

Detalló que son equipos de última generación con monitores de 32 pulgadas y software instalado que permitirá a los investigadores avanzar en el trabajo de la mejor manera posible.