Agentes sanitarios originarios participaron de encuentro nacional

Compartir

La doctora Laura Filippini, referente provincial del Programa Nacional Salud Indígena, brindó detalles sobre el Primer Encuentro Nacional de Agentes Sanitarios Indígenas, del que participaron representantes originarios de Formosa.

El pasado martes 28, la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, dio apertura al Primer Encuentro Nacional de Agentes Sanitarios Indígenas, que durante dos días reunió a más de 150 personas con el objetivo de generar un espacio de intercambio entre los agentes sanitarios indígenas para que puedan compartir propuestas de trabajo, saberes y cosmovisiones, así como sus prácticas de salud en territorio y en su comunidad.

Al resaltar el trabajo que realizaron los agentes sanitarios pertenecientes al Programa Nacional de Salud para los Pueblos Indígenas, afirmó que “con este encuentro se quiere aprender de sus prácticas e intercambiar información que permita potenciar el trabajo que realizan en el territorio”.

En ese sentido, reconoció que “para nosotros es muy importante que esta mirada federal e intercultural se transforme en una realidad” y agradeció a las comunidades “por su trabajo de todos los días”, asegurando que la cartera que dirige tiene el objetivo de “visibilizarlo, valorarlo, jerarquizarlo y sobre todo potenciarlo”.

A su vez, según relató a AGENFOR la doctora Filippini, “estuvimos en Buenos Aires en el Primer Encuentro Nacional de Agentes Sanitarios Indígenas de todo el país, donde Formosa formó parte, dándoles lugar a nuestros agentes sanitarios”.

“Se seleccionaron diez agentes de toda la provincia, quienes presentaron un trabajo mostrando las actividades que se realizan en el territorio en forma coordinada con el Programa Provincial de Salud Intercultural, del cual Alicia Escotorin es la coordinadora y que también nos acompañó”, refirió.

Indicó que “elegimos representantes de Potrillo, Lote 8, Laguna Yema, Las Lomitas, Ibarreta, Colonia Ensanche Norte, La Primavera y de la capital, del área programática del Namqom, y además llevamos a las parteras tradicionales”.

“Quisimos que estén representadas las tres etnias, wichí, pilagá y qom”, señaló, apuntando que también “llevaron sus artesanías”.

A modo de balance, no dudó en destacar que se trató de “una experiencia enriquecedora”, donde “se priorizó la interculturalidad y que se compartan los saberes”.

Un pilar en la salud formoseña

En esa línea, la doctora Filippini puso de resalto el rol fundamental que cumple un agente sanitario en la provincia, definiendo que el mismo “es romper la barrera de accesibilidad que existe entre las comunidades originarias y el acceso a la salud”.  

Expuso que “lo que hace nuestra provincia es no esperar que los pacientes lleguen al hospital, sino que los efectores de salud se acerquen, en este caso a las comunidades indígenas”, donde el agente sanitario hace de “nexo”.

“Es un pilar fundamental porque es el que permite que el sistema de salud acceda a la comunidad –destacó-. Porque si no hay un buen nexo entre el agente sanitario y su comunidad, el equipo de salud no puede ingresar o nadie va al nosocomio o centro”.

Explicó que “existen barreras culturales grandes”, por lo que “en Formosa el equipo de salud va y los atiende en su comunidad. Y eso hace que los profesionales, cuando los vuelven a recibir en el hospital, ya los atienden de otra manera porque conocen la idiosincrasia y sus costumbres”.

En este punto, marcó que “priorizamos la función del agente sanitario haciendo que se profesionalice, armando las parejas sanitarias, como las llamamos, que siempre deben estar acompañadas de un profesional, llámese enfermero universitario, médico, obstetra u odontólogo, y que estén como responsables en cada área programática o en cada comunidad”.

“Es así que hacemos que cada uno tenga graficado en su centro de salud el mapa del barrio, con manzanas, donde tienen que establecer dónde están las prioridades, dónde se encuentran las familias de riesgo, por ejemplo por alcoholismo, drogadicción, embarazo adolescente, etcétera, o bien quiénes no se acercan al centro sanitario y hay que ir a buscarlos en forma periódica”, precisó.

Para finalizar, puso en valor el rol que los agentes sanitarios cumplieron durante la pandemia del COVID-19, ya que “gracias a ellos las comunidades tuvieron acceso a las vacunas, porque fueron los que convencieron a muchas personas que primero se negaban a inocularse y después finalmente accedieron a la vacunación”.