Atenciones integrales para vecinos de Vaca Perdida

Compartir

Familias originarias que residen en la comunidad de Vaca Perdida, ubicada a pocos kilómetros de La Rinconada, en el oeste provincial, fueron destinatarias de un amplio operativo de salud que alcanzó a personas de todas las edades, tal como se realiza periódicamente.

El trabajo, llevado a cabo por un equipo del centro de salud La Rinconada, que concretó múltiples controles de salud, tuvo lugar en el Centro Integrador Comunitario (CIC), a cargo de médicos, obstetras, enfermeros, vacunadores y agentes sanitarios.

Así, los vecinos accedieron a consultas y atenciones, entrega de medicamentos, leche, aplicación de vacunas y la difusión de medidas para cuidar la salud en general de niños y adultos.

Entre las atenciones fueron priorizadas las que se hacen a los niños, periódicamente, como el “control del niño sano” con el objetivo de monitorear su normal crecimiento y desarrollo. A la vez, detectar tempranamente cualquier trastorno o problema de salud. 

Dichas consultas comprendieron: controles antropométricos de peso y talla, latidos, frecuencia cardíaca y temperatura. Esto fue complementado con evaluaciones psicomotoras generales, más otros exámenes pediátricos, que corresponden a cada edad.

Asimismo, fueron revisados los carnets de vacunación y se aplicaron las dosis de vacunas faltantes para completar los esquemas en cada edad. Los vacunadores hicieron hincapié en los más chiquitos, los pacientes con enfermedades crónicas y específicas, las embarazadas y los adultos mayores, atento a que tengas sus carnets al día y actualizados.

Servicio obstétrico

Por su parte, fueron concretados los controles prenatales de rutina que forman parte del monitoreo exhaustivo a las embarazadas; y dieron recomendaciones para desarrollar un embarazo saludable. Por su parte, se programaron turnos para ecografías y análisis de laboratorio, los cuales se realizan de acuerdo a cada trimestre de la gestación.

Al mismo tiempo, brindaron consejería sobre planificación familiar y procreación responsable, remarcando que estas acciones contribuyen al cuidado de la salud de las mujeres y a una mejor organización de la familia.

Dieron consejos para prevenir enfermedades de transmisión sexual, a través del uso del preservativo y de la aplicación de vacunas gratuitas que se encuentran incluidas en el calendario de vacunación, como la HPV y la vacuna contra la hepatitis B.

Entregas gratuitas 

Para concluir, fueron entregados medicamentos para los tratamientos indicados en caso, según las patologías existentes. Y se sumó la entrega de los métodos anticonceptivos que se encuentran disponibles. También cajas de leche para niños y embarazadas, hierro y complejos vitamínicos.