Compartir

En el marco de la inauguración de la planta desmotadora del Grupo Linke en Laguna Yema, el candidato a diputado nacional por el Frente de Todos, ingeniero Luis Basterra, expresó la importancia de esta nueva herramienta y de un Estado presente en materia de producción.

Basterra, quien se desempeñó por muchos años como ministro de la Producción de Formosa, bregó por un trabajo conjunto entre las dos provincias norteñas: “Nos marca que tenemos un destino que no es de aislamiento ni de una provincialidad autónoma, acá se necesitan de proyectos coordinados regionalmente y el de algodón es uno porque nuestro INTA tiene el orgullo de haber desarrollado la primer planta transgénica de México al Sur en algodón y está orientada al combate del picudo del algodonero que ya está muy próximo”, manifestó Basterra.

El actual legislador, recordó que se inició profesionalmente como estudiante con el trabajo en algodón traduciendo los teletipos de router “para saber cómo iba avanzando el mercado”, por eso se mostró conmovido y alegre de dar inicio a la nueva etapa de la empresa Linke, ya que “se compatibiliza lo profesional con el ejercicio de la política”.

Además, dijo que el encargado de la empresa dio una clase magistral de cómo abordar el concepto central de cómo es el modelo formoseño, pero “le incorporó otro elemento que es la agregación de valor que también está en las bases fundantes de dicho modelo “. Y tiene un tercer elemento, que es el lugar donde la materia prima se produce.

“Me parecía estar revisando aquellos apuntes de debates que teníamos mientras hacíamos esta construcción colectiva en Formosa, en la que participaron todos los integrantes de la sociedad y ha tenido un resultado contundente de acompañamiento del pueblo formoseño a este proyecto que nos propuso el gobernador Insfrán”, sostuvo.

Por otro lado, desde el punto de vista técnico, recordó al licenciado Luis Pelegrino, a quien calificó como “padre adoptivo” y de quien dijo el “procalgodón es un producto genuinamente de él, y su vocación por el algodón y la necesidad de darle estándares internacionales al algodón de y puedo desarrollarse programas de investigación.

“Nosotros juntos con el INTA presentamos el proyecto del procalgodón para que tenga categoría de ley, fue discutido en la Cámara de Diputados y obtuvo media sanción, lamentablemente entre el 2016-17 perdió estado parlamentario porque quien preside la comisión de agricultura de la Cámara de Senadores en coordinación con el Gobierno nacional dijeron que estos proyectos no hay que acompañarlos”, explicó.

Y aclaró: “Lo hago público porque esto hay que saberlo, que lo están tomando como un pilar básico y les explico quizás a los que no están adentrados en la materia algodonera”.

Explicó que el Procalgodón es un protocolo que va desde la calidad de semillas , las técnicas para sembrarlo, para cosecharlo, desmotarlo y “después va esa etiquetita en la que se describen todas las características no organolépticas sino industriales que tiene esa fibra que es la forma en que finalmente se comercializa el algodón”, porque el color se puede cambiar, se pueden hacer mezclas pero lo más importante es tener en claro cuáles son las características intrínsecas que tiene esa fibra.

“Entonces, en este momento del desarrollo de nuestra historia como país, invertir comprometerse en un proyecto de esta naturaleza, nos llena de satisfacción, que es además, les digo al grupo Linke, absolutamente coherente con la propuesta que nosotros estamos ofreciendo al pueblo formoseño”, aseveró y dijo que lo viene acompañando las rutas, la energía, las comunicaciones y todas las mejores condiciones que llegaron al lugar y que no ocurrieron por azar sino por planificación.