Bibolini aseguró que “hay una luz de esperanza”, a razón de la disminución de casos y ocupación en las UTI

Compartir

En la conferencia del Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID-19 “Dr. Enrique Servián”, el médico Infectólogo Julián Bibolini, celebró la disminución de fallecimientos, casos nuevos y ocupación de camas en una Unidad de Terapia Intensiva (UTI), pero advirtió que “aún falta para que esto se haya resuelto”.

En este sentido, indicó que “se ha consolidado el descenso en número de casos, aún no tenemos el tiempo suficiente para saber si el levantamiento de las restricciones empeoró o no, pero hasta ahora los datos son a favor, hay un pequeño descenso”.

“Lo mismo en las terapias intensivas y números de fallecidos, hoy son 118 las personas que están cursando un cuadro grave de la enfermedad, y sigue siendo alto el número de casos”, continuó.

Por otra parte, señaló que “los números de casos positivos siguen siendo altos, recordemos que si hoy son 118 las personas en terapia intensiva hay que calcular que el 50 y el 80 por ciento puede terminar en fallecimiento, aún faltas personas que se nos van a ir. Debemos disminuir al máximo la cantidad de positivos, tienen que ser mucho menos”.

“Aún falta para pensar que esto se haya resuelto, pero estamos con una luz de esperanza porque los datos nos van favoreciendo”, concluyó.