Compartir

Durante todo el mes de octubre, el ministerio de Desarrollo Humano profundiza diversas acciones destinadas a la prevención y diagnóstico temprano de cualquier patología mamaria. Las mismas se llevan adelante en todo el territorio provincial con el objetivo de informar a la comunidad y a la población femenina acerca de la importancia de practicar hábitos saludables y de realizarse controles periódicos.

Una de las actividades, fue concretada en Lote 8, población originaria ubicada en el departamento Ramón Lista, al oeste de nuestra provincia.

La charla fue desarrollada por el equipo del centro de salud emplazado en la comunidad, de la que participaron mujeres y vecinos. Desde la misma se apuntó a generar conciencia acerca de dos puntos destacados: la prevención a través de la práctica diaria de hábitos saludables y la importancia de los controles para detectar la enfermedad en sus etapas más precoces.

Sobre los controles se explicaron los tres fundamentales que consisten en: el auto examen  exploratorio de mamas a partir de los 20 años, la palpación médica desde los 25 años y los estudios de diagnóstico por imagen (mamografía y ecografía de mamas) desde los 40 años en adelante “que también pueden indicarse en una edad más temprana, según los antecedentes familiares vinculados a este y otro tipo de cáncer o a ciertos síntomas que puedan presentarse”, aseguraron los obstétricos a cargo.

“Promover hábitos de vida sanos y brindar la información correcta que le sea de utilidad a las mujeres para evitar la enfermedad y para diagnosticarla en sus primeras fases, lo cual aumenta notoriamente las posibilidades de sobrevida gracias al tratamiento inmediato y oportuno”, repitieron los profesionales en varios momentos de la charla.

Prevención

Respecto a los hábitos saludables que promueven una vida más sana y colaboran en la prevención del desarrollo de factores de riesgo asociados a la enfermedad, el equipo médico valoró el consumo de los alimentos sanos en todos sus grupos, que debe acompañarse de la ingesta de abundante agua y la práctica de actividad física.

Asimismo insistieron una vez más en la necesidad de abandonar vicios y adicciones como el  alcohol y al tabaco; mantener un peso adecuado a la talla corporal evitando el sobrepeso y más aun la obesidad.