Compartir

Para dar continuidad a la provisión de equipos, además de la constante capacitación al personal de los centros de salud y hospitales, y el trazado de acciones para afrontar la emergencia sanitaria

Autoridades de diferentes áreas del Ministerio de Desarrollo Humano, recorrieron una serie de efectores, ubicados en puntos referentes de la geografía provincial, donde concretaron la entrega de equipos, acompañada por la formación del personal en el manejo adecuado de los mismos y reuniones para delinear las acciones a seguir en el abordaje de COVID-19.

En el marco de la emergencia sanitaria, a pesar que la provincia se mantiene libre de circulación comunitaria, el estado provincial, sigue apostando al acondicionamiento oportuno de los centros de atención, como parte de las políticas públicas que viene aplicando para cuidar a los formoseños que habitan a lo largo y ancho del territorio, de este virus que no respeta fronteras y asola al mundo.

En esta oportunidad, la recorrida tuvo lugar en el hospital de Ingeniero Juárez, el hospital de Laguna Yema y el centro de salud Los Chirigüanos, efectores ubicados en localidades de la zona oeste de la provincia.

Gracias a una nueva gestión de inversiones del gobierno provincial, dichos establecimientos sumaron más equipos, basados en tecnología de alta gama, de marcas que ocupan los primeros lugares en el mercado, y que son reconocidas por la eficiencia en los tratamientos requeridos de patologías respiratorias, tales como el coronavirus.

“Monitores multiparamétricos, carros porta equipos, carros de paro con desfibrilador, laringoscopios, dispositivos Ambú, reguladores argenflow con flowmeter, termómetros infrarrojos (IR), oxímetros portátiles, oxímetros de pulso de mesa”, fueron algunos de los modernos equipos y elementos entregados en los efectores, según se informó desde la Dirección de Ingeniería Biomédica de la cartera sanitaria provincial.

Destacaron desde el área, que las entregas fueron concretadas por una nueva decisión del Gobernador, Dr. Gildo Insfrán “en el marco de la planificación del fortalecimiento de los efectores de la provincia, destinados a la atención de eventuales pacientes COVID-19, con el objetivo de hacer frente a la emergencia sanitaria”.

Formación

Cabe remarcarse, que la provisión de los equipos y elementos fueron acompañadas por la preparación del personal de salud en cuanto al adecuado manejo de los mismos.

Es de destacarse que, en la calidad de las atenciones, en esta lucha sin pausa contra el COVID, además de contar con una moderna tecnología, insumos y elementos, resulta “fundamental la constante capacitación y entrenamiento de los profesionales y agentes de salud”, precisaron desde las áreas ministeriales, a cargo de las capacitaciones.

Basados en la adquisición de conocimientos teóricos y prácticos, los equipos de salud mantienen sus saberes actualizados, los cuales, de ser necesarios, son aplicados con el compromiso y responsabilidad profesional, a lo que se agregan los componentes humanos y solidarios que caracterizan a la salud pública formoseña.

“Protocolos establecidos en cuanto a los circuitos de atención con puntos de ingreso, tránsito, egreso de los pacientes y traslados; uso correcto de los equipos de protección personal, siempre con el hincapié en el momento de retirarlos y desecharlos para evitar contaminaciones; manejo y tratamiento de los pacientes”, fueron algunos de los temas desarrollados, que se sumaron al entrenamiento para manejar los nuevos equipos “como se viene haciendo desde principios de la pandemia”, puntualizaron.