Continúan en el oeste las atenciones integrales gratuitas a pacientes con afecciones reumáticas

Compartir

Los tratamientos evidencian una significativa mejora en la salud y calidad de vida   

Vecinos que residen en la zona oeste de la provincia, renovaron las atenciones correspondientes al seguimiento de patologías reumáticas. Las mismas fueron llevadas a cabo por un equipo del «Programa Provincial de Atención a Pacientes con Enfermedades Reumáticas».

Como se realiza mensualmente, las atenciones fueron programadas y articuladas entre los profesionales del mencionado programa y el equipo de salud del hospital de la localidad El Potrillo, situada en la región oeste, a unos 550 km de la capital formoseña.

En esta ocasión, los pacientes fueron oriundos del Potrillo y también de otras localidades y comunidades cercanas: El Divisadero, El Quebracho, Lote 8, El Chorro y Santa Teresa, quienes, gracias a un coordinado trabajo de la red de salud provincial, fueron beneficiados con este servicio integral gratuito.

“Fueron atendidos cerca de 90 pacientes, que fueron captados en los respectivos hospitales o centros de salud y, oportunamente, derivados para una atención de mayor complejidad, mediante la cual se estableció un diagnóstico y se determinó el tratamiento”, explicaron desde la dirección del hospital.

El Programa Provincial de Atención a Pacientes con Enfermedades Reumáticas, es un servicio gratuito que brinda el Gobierno de Formosa, a través del Ministerio de Desarrollo Humano y los efectores de salud. Se ocupa del abordaje de estas patologías, ofreciendo al paciente las atenciones, estudios, diagnóstico y tratamiento, sin costos.

Desde la dirección del programa, comentaron que las atenciones se efectúan mensualmente, durante dos días consecutivos y alcanza a pacientes del Potrillo y de otras localidades, comunidades y parajes que se encuentran en esa área de influencia.

“Casi el 100% de los pacientes son originarios. Actualmente, tenemos en seguimiento a alrededor de 200 pacientes con patologías reumáticas que residen en la zona. Entre las más frecuentes está la artritis reumatoide, pero también: lupus, polimialgia reumática, esclerodermia, entre otras”, mencionaron.

En relación al abordaje, puntualizaron que consiste en la detección y el diagnóstico de la patología reumática. El seguimiento se asienta en una historia clínica, con cada una de las consultas, la evolución y todos los datos del paciente. “También se hace la pesquisa de nuevos pacientes. Se da la medicación gratuita, indicada de acuerdo a cada enfermedad”.

Destacaron el acompañamiento del equipo del hospital local que colaboran en todo el trabajo que se realiza. “Hacemos un excelente trabajo en conjunto, con el aporta significativo de los agentes sanitarios que son quienes tienen el contacto directo con los pacientes.

“Esta forma de trabajo, viene teniendo un significativo impacto en su recuperación. Debemos tener en cuenta que estas patologías son muy dolorosas y muchas veces invalidantes, pero gracias a los tratamientos y el abordaje integral, muchos pacientes pudieron reactivarse a su vida cotidiana normal y a su trabajo”, precisaron. En tanto, enfatizaron que aun “queda mucho por hacer, porque tenemos muchos pacientes a quienes llegar”.

Para concluir recalcaron que “Esto no sería posible sin la decisión política del Gobierno de la provincia de Formosa y el permanente apoyo del Ministerio de Desarrollo Humano”, valorando que “nos dan todos los medios necesarios y ponen a disposición de los pacientes este programa, para que reciban las atenciones que mejoran su salud y calidad de vida, a pesar de vivir en una zona tan distante de la capital”.

A lo anterior se agrega la entrega de medicamentos y una permanente vigilancia de la evolución de la enfermedad, mediante visitas programadas del equipo de salud, que permite a los pacientes el acceso a las consultas que forman parte del continuo seguimiento.