Continúan los talleres psicoeducativos para pacientes de salud mental

Compartir

Un nueva instancia de taller psicoeducativo tuvo lugar, esta semana, en el Hospital de Día “Explorando Caminos”, del Servicio de Salud Mental, con sede en el predio del Hospital distrital 8, ubicado en la jurisdicción cinco de nuestra ciudad.

Coordinada por la Dirección de Salud Mental y Neurociencias, del Ministerio de Desarrollo Humano, esta actividad se realizó de manera planificada, como se viene haciendo desde hace varios años, y, una vez más, tuvo por objetivo fortalecer las distintas terapias que se brindan a los pacientes como parte de los tratamientos integrales.

En esta ocasión, se trataron temas relacionados con el autocuidado e higiene personal, destinados principalmente a prevenir el coronavirus, todo realizado con los protocolos necesarios que requiere estos tiempos de pandemia.

Desde la Dirección de Salud Mental y Neurociencias recordaron que el Hospital de Día, es una modalidad terapéutica para tratar afecciones de la salud mental, tales como: esquizofrenia, psicosis, neurosis graves, entre otros; así como trastornos de la personalidad y trastornos de la alimentación.

Este dispositivo terapéutico permite tratar las enfermedades mentales sin necesidad de alterar la vida del paciente ni de sus familiares. Los tratamientos que reciben estos son integrales y entre las múltiples acciones que abarca, se encuentran los talleres de terapia ocupacional, huerta, narrativa, música, talleres de estimulación cognitiva, expresión y trabajo corporal, plástica y panadería.

“Son complementarios al tratamiento de la enfermedad, y permiten que el paciente pueda expresar lo que le sucede, por medio de la palabra y de otras formas de expresión. Esto permite que el terapeuta pueda intervenir y contribuir a la recuperación y reinserción socio – comunitaria de la persona con este tipo de padecimientos”, señalaron.

El equipo a cargo es interdisciplinario. Está conformado por psiquiatras, psicólogos, acompañantes terapéuticos, terapistas ocupacionales, trabajadores sociales, enfermeros, psicopedagogos y otros profesionales que hacen diferentes aportes a la problemática que atraviesa el paciente.

“A partir de que se iniciaron los primeros talleres hace varios años atrás “se fueron  incorporando otros, en forma periódica y sistemática, como por ejemplo las caminatas terapéuticas y los talleres psicoeducativos. Son intervenciones terapéuticas que apuntan principalmente a fortalecer la calidad de vida de los pacientes y tienen como gran ventaja la posibilidad de socialización, que en ellos, muchas veces, está muy deteriorada. Como así también mejorar sus modos de vincularse a través de actividades  grupales”, remarcaron.