Controles de salud a escolares

Compartir

Con atenciones médicas, odontológicas y de enfermería, aplicación de las vacunas de calendario, instancias previas para actualizar a su vez las libretas de salud

 Como viene haciendo a lo largo de cada ciclo lectivo, el centro de salud San Antonio despliega de manera programada operativos de libretas de salud escolar, desde los cuales se renuevan múltiples atenciones y otras acciones de atención primaria para velar por la salud de los pequeños que asisten al nivel inicial y primario de los establecimientos que se hallan bajo su área de cobertura sanitaria.

Nueva actividad

 De este modo, mediante la visita de un equipo de agentes y profesionales a la EPEP n° 254, se llevaron adelante atenciones pediátricas generales y además se aportaron consejos para promover en los niños y sus familias una buena salud y calidad de vida.

Tales evaluaciones constaron de: chequeos físicos y motrices integrales, control de la agudeza visual y auditiva, aplicación de todas las dosis faltantes de las vacunas de calendario “profundizando las que son de la campaña de invierno 2017: triple bacteriana acelular, antinuemocóccica y antigripal para los grupos de riesgo establecidos”, remarcaron.

Igualmente, se hizo la medición de tensión arterial y los controles antropométricos de rutina: peso, estatura y talla, que fueron complementados con un completo examen del estado nutricional de cada niño “teniendo en cuenta los aspectos alimentarios y estado general de salud”, comentaron los médicos a cargo.

Posteriormente se ofrecieron charlas, con distintas pautas que apuntan al cuidado integral de salud “tanto para los niños como para sus familias, aprovechando que los padres estaban presentes acompañando cada control de sus hijos”.

En tal sentido, se reiteró la importancia de alimentarse cada día sanamente, hacer actividad física “si es posible al aire libre”, tomar mucha agua y evitar las gaseosas y otros jugos azucarados, lavarse las manos con agua y jabón antes de comer y luego del ir al baño, mantener la higiene bucodental, tener el calendario de vacunas actualizado y “no esperar sentirnos mal para visitar al médico”.

Finalmente, se entregaron kits odontológicos provistos desde el laboratorio provincial Laformed con pastas y cepillos dentales; que además fue asistido por una charla de los profesionales del servicio de odontología quienes demostraron de manera didáctica las técnicas correctas de cepillado.

Y asimismo, se recordó a los padres que la libreta de salud es un documento fundamental para los niños que asisten al jardín de infantes y a la escuela primaria. “Ya que permite a la familia, el equipo de salud y los docentes que estén al tanto del crecimiento del niño” y de la detección de posibles trastornos “que tratados tempranamente” disminuyen notoriamente sus consecuencias e impacto en la salud general del niño.

Por lo tanto se invitó a las familias a concurrir en cualquier momento del año al centro de salud para actualizar o confeccionar las libretas, con los previos controles adecuados.