Compartir

Escolares de 6to grado de la escuela primaria privada “San José Obrero” de esta capital, fueron beneficiados con un nuevo operativo del Programa Provincial de Libretas de Salud Escolar que abarcó numerosos controles integrales con el fin vigilar de cerca su estado de salud.

De este modo, los niños recibieron atención médica multidisciplinaria con controles antropométricos (medición de peso y talla); evaluación de signos vitales y temperatura, medición de la tensión arterial, latido y frecuencia cardíacos; chequeos bucodentales, auditivos y visuales, más otros exámenes pediátricos clínicos y físicos.

Asimismo, fueron controlados los carnets de vacunación y se aplicaron las vacunas que corresponden a los 11 años, remarcando en la inmunización contra el HPV (Virus del Papiloma Humano) como una de las fundamentales que deben recibir las niños y niños de esta edad.

“En algunos casos se completaron esquemas y en otros fueron iniciados”, comentaron los vacunadores. Y dialogaron con los padres que acompañaron a sus hijos sobre “los valiosos beneficios” que aportan las vacunas a la hora de proteger la salud “siendo barrera de muchas enfermedades que pueden ser desde leves hasta muy graves”.

En este marco, recordaron también que se encuentra vigente la campaña de Invierno 2019, un plan de vacunación anual que contiene tres vacunas: antigripal, triple bacteriana acelular y antineumocócica, destinado a prevenir en los grupos de riesgo, las enfermedades respiratorias comunes que aparecen en los días más frescos y fríos del año. 

“Invitamos a las familias a que se acerquen al centro de salud a poner al día su carnet de vacunas. El calendario contiene prácticamente una vacuna para cada edad y para casos específicos de salud. Son gratuitas y es imprescindible tener los esquemas completos con todas las dosis aplicadas, para protegerse a sí mismo y a su vez a los que están cerca como a la comunidad en general porque poseen efecto rebaño”.

Cabe señalar que el operativo fue concretado por un equipo del centro de salud del barrio San José Obrero, encargado también de la cobertura sanitaria de los barrios de esta zona de la ciudad. Dispone servicios y prestaciones en el propio efector; sumando además acciones programadas en terreno con visitas casa por casa, a escuelas y a otras instituciones con el objetivo de acercar a los vecinos los servicios gratuitos para cuidar su salud y mejorar la calidad de vida de la comunidad en general.