Compartir

En el marco de una concurrida reunión de productores situados en la amplia zona jurisdicción del bañado La Estrella que se realizo este jueves en Las Lomitas, el administrador de Vialidad Provincial, Fernando De Vido, defendió las obras de gobierno ejecutadas en esa región y advirtió sobre “mentiras que tratan de imponerse como teoría causal de anegamientos”.

Junto al jefe comunal lomitense, Atilio Basualdo, el coordinador de la UPCA, Horacio Zambon,el titular vialero sostuvo que “se trata de construir con mentiras situaciones que no tienen asidero de ningún tipo”, y que “problematices puntuales que se presenten serán analizados el porqué dé su ocurrencia, que insisto, nada tiene que ver con las obras ejecutadas”.

Expuso lo complejo de “enfrentar el comportamiento natural de una masa de agua inmensa de millones de metros cúbicos que escurre sobre miles de hectáreas de toda la provincia, que excede la franja situada al norte de Las Lomitas”. Incluso les señalo que en la zona oeste del bañado quedan anualmente depositados más de 90 millones de toneladas de sedimento y que está modificando los lugares de escurrimiento de las aguas del Pilcomayo que hoy está cerca de La Rinconada. “Son fenómenos naturales que con trabajos que implican enormes desafíos estamos enfrentando”, advirtió.

Otro aspecto que dejo en claro es que las obras hidráulicas construidas se están comportando correctamente, y aclaro que “ningún proyecto se hace para perjudicar a nadie, por el contrario, se pretende favorecer al conjunto”.

Les dijo a los asistentes que “no es tarea sencilla regular esta inmensidad de agua. Pero deben saber que el gran derrame del bañado La Estrella al norte de Las Lomitas pasa por el vertedero de la ruta 28, lo hace en un 97%. O sea de cada 100 metros cúbicos, 97 y hasta 98 escurre por el vertedero, y el restante 2 y 3 por ciento lo aprovechamos para derivar agua al Montelindo y canales del este y otras que forman parte de las obras complementarias como alcantarillas y compuertas”