Despliegan acciones integrales para continuar cuidando la salud de familias wichí

Compartir

Incluyeron atenciones de salud y un arduo trabajo para prevenir el Mal de Chagas, entre otros servicios sanitarios.

Vecinos de La Esquina, comunidad originaria wichí, ubicada a 11 kilómetros de la localidad de Ingeniero Juárez, fueron beneficiados con un amplio operativo de acciones sanitarias integrales, que tuvo por objetivo reforzar la vigilancia de salud de niños y adultos que allí residen.

Las múltiples tareas fueron llevadas a cabo por un equipo interdisciplinario, integrado por médicos, odontólogos, enfermeros, vacunadores, agentes sanitarios, técnicos en laboratorio, nutricionistas, fumigadores, entre otros profesionales, que se desempeñan en el centro de salud del barrio Obrero y el nosocomio de Ingeniero Juárez.

Además, fueron desplegadas acciones destinadas a la prevención y control del Mal de Chagas, a cargo de la brigada sanitaria de la base de vectores, asentado en la mencionada localidad y referente de la zona oeste de la provincia.

En este marco, de acuerdo con los protocolos dispuestos para la prevención del COVID-19, niños y adultos recibieron atenciones  médicas y odontológicas, acompañados por los correspondientes controles de enfermería.

Medición de peso, tensión arterial, glucemia, y una completa revisión del estado nutricional, fueron algunas de las evaluaciones ofrecidas para todas las edades. Las mismas fueron acentuadas en los niños pequeños, adultos mayores, pacientes crónicos y embarazadas, como parte del seguimiento planificado para estos pacientes.

Asimismo, fueron aplicadas las vacunas gratuitas del calendario, haciendo hincapié en el suministro de la dosis antigripal, que debe repetirse cada año a los grupos de riesgo, de acuerdo a las edades y condiciones de salud, indicadas por el calendario nacional de vacunación, con el objetivo de inmunizar y disminuir el impacto de la gripe en los más vulnerables.

Prevención

Los operadores sanitarios, recorrieron casa por casa, donde realizaron la inspección para detectar la presencia de vinchucas, insecto vector de la enfermedad del Mal de Chagas.

En cada una de las viviendas, se realizaron fumigaciones y descacharrizados que apuntaron a eliminar el insecto; al tiempo que dialogaron con los vecinos para difundir las medidas que deben cumplir diariamente para evitar que la vinchuca permanezca dentro de la vivienda y en los alrededores, y pique a las personas transmitiendo la enfermedad. “Insistimos, sobre todo, en la limpieza y el orden para impedir que la vinchuca se aloje en las casas”, comentaron los brigadistas.

Finalmente, a cargo de técnicos en laboratorio del hospital de Ingeniero Juárez, se efectuaron extracciones de sangre, con la finalidad de hacer el análisis serológico para detectar la enfermedad de manera temprana, dar el diagnóstico y tratamiento oportunos. En tal sentido recordaron que “el sistema público de salud provincial dispone un completo abordaje de la enfermedad de Chagas, completamente gratuito, incluyendo estudios, atenciones y medicación”.