Destacan el esfuerzo de los paipperos para la realización de las ferias durante la pandemia

Compartir

ORGANIZADOS POR EL IPAIPPA

El coordinador Daniel Coenes recordó que en plena crisis social y económica del año 2001 en Formosa se crearon estos espacios de venta para los pequeños productores. Hoy, frente al COVID-19 se readaptaron a los protocolos sanitarios vigentes.

El coordinador de las ferias francas del Instituto Provincial de Acción Integral para el Pequeño Productor Agropecuario (PAIPPA), el ingeniero Daniel Coenes, recordó cómo surgieron estos espacios de comercialización en la ciudad de Formosa. Los dos puntos de ventas son: en el playón del organismo en la calle Padre Grotti 1040 y en el ex centro comercial del barrio La Paz.

“En el 2001 en plena crisis social y económica del país, en Formosa por decisión del Gobierno Provincial se buscó ayudar al pequeño productor mediante la iniciativa de crear ferias en la ciudad para que ellos y ellas puedan ofrecer a la comunidad los alimentos de primera necesidad”, describió. 

Precisó que a partir de ese momento “de manera ininterrumpida las ferias siempre se llevaron a cabo, únicamente por la pandemia se cerraron dos meses pero a mediados de junio retomamos la actividad con mayores recaudos que permiten que estos espacios sean seguros y saludables para la comunidad”.

Otro aspecto que el ingeniero Coenes destacó fue que “las ferias son un espacio de encuentro entre el vecino y el productor”, pero que ante la pandemia se transformaron hoy “en puntos de venta de cercanía para la comunidad”, por lo que gracias al trabajo comprometido de los paipperos y del personal del Instituto “su realización respeta todas las medidas sanitarias de prevención contra el COVID-19, siendo seguras para la comunidad”.

Describió que actualmente “vienen alrededor de 40 productores por semana, y hasta 65 de forma escalonada. Pero que antes de esta situación pandémica en promedio asistían más de 100 productores a las ferias”.

Precios accesibles

A raíz de la emergencia sanitaria nacional y el estado de alerta permanente, la comercialización se realiza únicamente los viernes a partir de las 7 y hasta las 14 horas. 

“La comunidad encuentra en las ferias todo tipo de productos: verdeos, hortícolas, también aquellos productos industrializados como queso criollo, harina de maíz, la leche envasada, por supuesto siempre con todos los cuidados bromatológicos”, indicó el funcionario provincial, acotando que “son alimentos sanos y nutritivos, y además desde el punto de vista económico, los precios en las ferias siempre están por debajo de un mercado local”.

El 15 de septiembre el PAIPPA cumplió 24 años de su creación y ese sentido Coenes valoró la puesta en marcha de este programa inédito en el país, a partir de la decisión política del gobernador Gildo Insfrán. “El 15 de septiembre celebramos un  nuevo aniversario de la creación del Paippa ocurrido en el 96’ como programa y en el 2006 como Instituto, con la inauguración del edificio donde todos los productores se sienten identificados, en Padre Grotti 1040 de esta ciudad”, manifestó por último.