Compartir

En el “Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer” que se conmemora anualmente para visibilizar la violencia que se ejerce sobre las mujeres en todo el mundo y reclamar políticas públicas para su erradicación, la Secretaria de la Mujer, Angélica García se explayó al respecto.

“Con el avance de la pandemia del COVID-19, se ha intensificado todo tipo de violencia contra las mujeres, en particular, la violencia en el hogar, a nivel país. Nuestro empeño debe consistir en superar esta crisis, renaciendo como mujeres fortalecidas, que ocupan el centro mismo de la recuperación. Con justicia social, empatía y paz, todas y todos juntos saldremos de esta situación que nos toca vivir” consideró la funcionaria, en contacto con Agenfor.

García recordó el triste récord de femicidios ocurridos en el país, que posicionaron a la provincia de Tucumán con 11 asesinatos en sólo 14 días. “Nosotros tuvimos dos, uno en Capital y otro en Pirané, dentro del aislamiento obligatorio, se trató de un femicidio, seguido de suicidio, y el primero, todavía no fue caratulado como femicidio por la justicia” explicó.

Dijo la Secretaria que “Lo que la pandemia vino a reflejar es que el lugar más inseguro para una mujer víctima de violencia es justamente la casa donde vive, porque convive con el violento. Por eso destacamos la valentía de las mujeres de denunciar los casos de violencia porque es muy difícil, la violencia es compleja en sí, cuesta aceptar que es víctima de violencia, siempre se tiende a justificar”.

Precisó que el organismo a su cargo llevó a adelante una serie de actividades alusivas para sensibilizar a la población, generar conciencia, pasar a la acción de poner fin a la violencia contra las mujeres.

García puso de relieve la decisión política del gobernador Gildo Insfrán de crear en el año 2007 la Secretaría de Estado de la Mujer, con rango ministerial. “Nuestro gobernador, el hacedor del Modelo formoseño, planificó con perspectiva de género, es el único en el país que lo hace”.

Destacó que por eso la mujer tiene un rol preponderante en distintas esferas del Estado provincial, y ahora asumió también una activa participación en la “gesta colectiva” que propuso el propio Insfrán con el ingreso de ocho mil personas al territorio formoseño, en el marco del Programa de Ingreso Ordenado y Administrado.