Compartir

Ante la imposibilidad de acceder por vía terrestre dada la intransitabilidad del camino de acceso por las lluvias persistentes de los últimos días, la policía provincial activo un especial dispositivo fluvial para trasladar a una mujer con síntomas de apendicitis desde Banco Payagua a Herradura.

Desde el Comando de Emergencia de la provincia se indico que ante condiciones climáticas desfavorables como las que se vienen dando con  bastante frecuencia en este tiempo, como son las lluvias extraordinarias, se mantiene un monitoreo permanente en zonas rurales donde los caminos son de tierra. Sobre todo para dar respuestas ante requerimientos en materia sanitaria o de otra índole de carácter social, a partir de que se torna dificultoso acceder a estas zonas.

Y justamente este “alerta” activado permitió actuar con premura, en este caso a través de la Policía de la Provincia, la que afecto una embarcación para la atención de una “emergencia” surgida en la comunidad de Banco Payagua.

Es que este domingo se coordino un operativo de traslado de una mujer con síntomas en una presunta apendicitis desde aquella población a Herradura. En el sector del embarcadero herradurense la aguardo una ambulancia del sistema provincial en salud con una enfermera (Griselda Gómez) y policías, trasladándola con urgencia ante profesionales de salud para su atención.

Fue señalado que este tipo de operativos están dispuestos para contingencias como estas, y que suelen hacerse también en zonas ribereñas, incluyéndose además el aporte de insumos, medicamentos, alimentos, ropa y sueros antiofídicos; estableciéndose además una vigilancia permanente.