Compartir

De acuerdo a lo anunciado por el gobierno provincial, se cumplió este martes el sorteo de carácter público de postulantes  en condiciones de acceder a un nuevo cupo de 407 vivienda que del barrio la Nueva Formosa.

Fue en la sala de sorteo del Instituto de Asistencia Social, donde el administrador del IAS, Edgar Pérez y el interventor del Instituto Provincial de la Vivienda, Marcelo Ugelli, presenciaron el sorteo que fue trasmitido por la Red de Medios de Comunicación.

Todo el esquema se organizo con el sistema de bolilleros y sobre la base del padrón de adjudicatarios del IPV, que fue quien confecciono el listado con el correspondiente número de orden en cada caso de ocho grupos armados los cuales fueron sorteados en forma consecutiva, información que en forma simultánea fue volcada a las páginas oficial del IAS (www.ias.gov.ar) y el IPV, por lo que  cada uno puede informarse allí.

Los grupos de postulantes fueron determinados así: los que cuentan con un familiar con discapacidad motora disminuida, los que cuentan con un familia con capacidad diferente, los de registro de inscripto histórico de más de 10 años, los de familia numerosa (5 o más integrantes), los mono-parentales con menores a cargo, parejas con hasta dos menores a cargo y los de demanda general. Y se incluyo en este caso a cuatro unidades habitacionales recuperadas por el organismo habitacional.

A partir de ahora, a los sorteados deberán superar un doble control del IPV. Esto es que la condición de pre-adjudicatario a la que accedieron deberá revalidarlo con la verificación socio-ambiental y el de cruzamiento de datos interinstitucional para sí adquirir la calidad de adjudicatario.

Por ello es que desde la administración del Instituto Provincial de la Vivienda se pidió a los sorteados estar atentos en sus actuales lugares de residencia, puesto que en forma inmediata comenzaran a recibir las visitas del personal del organismo responsable de la tarea de control de tipo socio-ambiental.

De esta manera se avanzan en todo el proceso que habilita a la próxima entrega de las viviendas que se informara oportunamente, por supuesto luego del sorteo para las localizaciones de familias (también se hará en la misma sala de sorteo del IAS en cada unidad habitacional de quienes se determino mantienen su condición para ser adjudicatario). Ugelli no quiso aventurar una fecha para la entrega efectiva de las unidades habitacionales, aunque es optimista que pudiera hacerse antes de fin de año, afirmando que “no creo pueda haber algo mejor para una familia disfrutar de las fiestas en su techo propio”.

Se insistió en destacar el proceso de “transparencia” establecido para determinar a los beneficiarios de una vivienda, subrayándose que “es algo que caracteriza a los actos de gobierno”. Es que con todo el respaldo tecnológico y los recursos humanos calificados puesto a disposición de un acto público se hacen estos sorteos, con la trasmisión en vivo por televisión y radios, dándose tranquilidad, incluso a los que no han sido beneficiados porque saben que vendrán otros sorteos con la misma mecánica a partir de que mas soluciones habitacionales vayan siendo terminadas.