Compartir

Retrotraer la tarifa de energía eléctrica a octubre de 2018 y evitar los nuevos aumentos establecidos mientras se sustancia la medida, son los planteos inmediatos que la provincia planteara a la justicia federal, en el entendimiento de que la misma debe “reparar y defender los derechos vulnerados de los ciudadanos”.

Así lo explico la Fiscal de Estado, Stella Zabala de Copes, señalando que “las instrucciones del gobernador Gildo Insfrán con ir hasta las últimas consecuencias. Es por ello que promoveremos una acción de amparo ante la Justicia Federal contra el Estado Nacional, planteando la inconstitucionalidad y una medida de no innovar contra la Resolución 366/18 de la Secretaría de Energía de la Nación, que fue la que estableció los últimos aumentos en el costo de la energía eléctrica”.

Expuso que “se tratan de aumentos espantosos que afecta a los sectores más vulnerables, dado que con los nuevos costos hace inaccesible y priva de un derecho humano fundamental a cada persona como es el acceso irrestricto a la energía”.

Considera que “es una causa provincial, todos debemos unirnos. La provincia misma se presenta como usuaria, porque recibe los aumentos confiscatorios y debe trasladarlos sin otra alternativa a los formoseños; además lo hace en defensa de los intereses de los consumidores”.