El mes de lucha contra la diabetes continua con charlas en el interior

Compartir

Los equipos de salud insisten en la prevención y los controles.

El hospital de Comandante Fontana, concluyó las actividades alusivas al mes de lucha contra la diabetes con una charla destinada a los pacientes diabéticos y no diabéticos, como a vecinos de la localidad.

A cargo de las exposiciones estuvieron nutricionistas, odontólogos, enfermeros, médicos y psicólogos, quienes enfatizaron en la prevención y brindaron información sobre los distintos aspectos de la enfermedad y cómo inciden en la salud de las personas que la padecen.

En primer lugar, reiteraron en qué consiste la diabetes, los síntomas que presenta, la importancia de los controles periódicos para la detección temprana  y sobre cómo debe ser el tratamiento integral, para que sea lo más efectivo posible.

Hicieron hincapié en la necesidad de los chequeos, remarcando que muchas personas “son diabéticas y no lo saben” y esto “conduce a que el diagnóstico y el tratamiento sean tardíos, cuando a veces la salud está deteriorada como consecuencia de una enfermedad que se presenta de  forma silenciosa”, precisaron desde el servicio de enfermería.

Más adelante, los nutricionistas instaron a los presentes a llevar adelante una alimentación sana, basada en el consumo de frutas y verduras, evitando las comidas con alto contenido de harinas, grasas, azúcar y sal -sodio- “que potencian el desarrollo de la diabetes y son muy perjudiciales para la salud en general”.

Agregaron que la dieta sana debe estar siempre acompañada de una actividad física diaria, hábito que ayuda a mantener un peso estable y niveles bajos de glucosa en sangre, y que debe hacerse en todas las edades “aunque la persona se sienta sana y esté sana”.

A su turno, los odontólogos comentaron la necesidad que tienen los pacientes diabéticos de realizarse evaluaciones bucodentales frecuentes, debido a su mayor riesgo de incrementar la aparición de caries, enfermedades de las encías, más otras patologías de la boca y los dientes.

En cuanto a la salud mental del diabético, los psicólogos puntualizaron sobre el impacto negativo que puede acarrear la enfermedad, haciendo mención, por ejemplo, a la depresión, tristeza, ansiedad, agresividad, rechazo y otros trastornos que deben ser tratados adecuadamente y “requieren del acompañamiento del entorno, tanto profesional como familiar”.

Testimonio

Para cerrar, compartió su experiencia una médica ya jubilada del hospital que “nos contó de sus saberes como profesional en cuanto al manejo de la diabetes pero, sobre todo, habló como paciente porque ella es diabética y dio a los presentes una serie de consejos que radican en dos patas fundamentales que son la prevención y los controles”, señalaron desde la dirección del nosocomio. Y se efectuaron controles de tensión arterial y glucemia a los presentes.