En Navidad se reforzó el trabajo de prevención vial, dijo Inchausti

Compartir

El Director de Seguridad Vial de la provincia Fernando Inchausti Díaz Colodrero indicó que los días previos a la Navidad y el mismo 25 se reforzaron el trabajo de prevención vial, en el marco de la campaña “Todos Unidos por la Vida”.

Recordó que el plan de prevención vial fue una resolución del Consejo Provincial de Seguridad Vial que convoca a un trabajo conjunto a organismos públicos, medios de comunicación, policía para articular acciones preventivas.

“Se reforzó el trabajo de prevención vial, con más presencia policial desde la continuidad del fin de semana, pasando la Navidad, nos permitió tener resultados satisfactorios, con un alto número de personas que fueron observadas por incumplir las normas de tránsito, otras que fueron sacadas de circulación por conducir intoxicadas con alcohol por el riesgo que implican” destacó el funcionario.

Dijo además que “Se logró interceptar un colectivo de larga distancia con choferes, conductores profesionales, que conducían con cierta graduación de alcohol en sangre. Ellos deben tener alcohol cero”.

Agregó que si bien ocurrieron vuelcos durante las fiestas, no se registraron fallecimientos, porque los ocupantes de los vehículos tenían colocado correctamente el cinturón de seguridad.

Si bien la campaña tendrá una duración hasta el 10 de marzo de 2020, por las fiestas de fin de Año se ajustarán los controles.

El consejo recomendó a las autoridades competentes que en los respectivos controles sean fijos y/o móviles, además de las habituales medidas que se adoptan, se instruya convenientemente al personal destacado para que tenga especial atención en los siguientes aspectos como la obligación del uso del cinturón de seguridad, uso correcto del casco protector para motociclistas.

Además, se deberá prestar especial atención a la ubicación de los niños menores de 10 años en asientos posteriores del vehículo, con dispositivos de seguridad específicos. Los agentes deberán controlar el uso de luces bajas encendidas permanentemente, el respeto a las indicaciones de semáforos y otras señalizaciones, el uso correcto de luces de giro y el respeto a la prioridad de los peatones.

Entre las prohibiciones, se ubica el exceso de velocidad y adelantamiento indebido y el uso de alcohol en conductores de vehículos particulares, oficiales, de transporte de pasajeros, micros de colonias de vacaciones, transportes de cargas incluidas las del transporte de mercancías peligrosas. También cabe entre las prohibiciones el uso de la telefonía celular en el momento de la conducción u otros elementos que interfieran y/o distraigan.

El Consejo recomienda tomar precauciones a la hora de detención y estacionamiento vehicular, apertura de las puertas del vehículo, ascenso y descenso de pasajeros, carga y descarga de mercaderías y sustancias peligrosas en horarios y lugares correspondientes. Se aconseja a los peatones la circulación por vereda y el cruce por senda peatonal o esquinas.

Asimismo, el organismo solicitó a las autoridades competentes tanto en zonas urbanas, suburbanas y/o rurales, la adopción de los recaudos necesarios para evitar la presencia de animales sueltos en la vía pública, especialmente en rutas que por sus características implican un alto riesgo para el usuario en general.

Además, se recomienda a las municipalidades y comisiones de fomento de todo el ámbito provincial la coordinación con las demás instituciones, especialmente con la Policía de la provincia, de acciones que en sus respectivas jurisdicciones y competencia resulten necesarias.

Como cada año el consejo solicitó la colaboración a las autoridades de Gendarmería Nacional para que en el ámbito de su competencia y a través de controles fijos y patrullas móviles sobre rutas nacionales, también coordinen acciones con el mismo objetivo del plan de prevención vial.