Compartir

La Escuela de Frontera Nª 16 “Martín Miguel de Güemes” de Rodeo Tapiti, es el segundo establecimiento educativo inaugurado por el gobernador Insfrán en el inicio del ciclo lectivo 2021.

En el marco de la política educativa de la gestión provincial, esta escuela fue entregada totalmente refaccionada y ampliada con un espacio de 1700 metros cuadrados.

De esta manera, niños y niñas de los Niveles Inicial y Primario volverán al aula en una instalación apropiada a las necesidades que el contexto epidemiológico actual requiere. 

En su discurso, el Gobernador informó: “La superficie de la escuela que estamos inaugurando es de 1875 metros cuadrados”. Continuó: “Por las tantas promesas incumplidas por el Gobierno anterior, ustedes lo saben en carne propia, hoy no estamos inaugurando el jardín de infantes. Porque es uno de los tres mil que iba a hacer el señor presidente anterior y no cumplió con su palabra». Y dirigiéndose a la directora manifestó: “Quédese tranquila, nosotros lo vamos a hacer con los fondos provinciales”.

Debido a que en la zona cuenta con instituciones de todos los niveles educativos, el mandatario dijo: «Hoy (…) exhorto a los padres a que incentiven a sus hijos a que estudien. Es el capital de uno, para uno, para volcar su conocimiento a la comunidad, y es lo único que se lleva de la tierra, porque lo tenemos incorporado. (…) Es la mejor herencia que se les puede dejar».

Para finalizar, subrayó: “Deseo que sigamos manteniendo este estatus sanitario, de ustedes depende, porque lo que logramos aquí, lo logramos todos juntos y así vamos a seguir manteniéndolo”, acentuando que “con un pueblo unido, organizado y solidario como el de Formosa, todo es posible».

Sueño hecho realidad

Por su parte, la directora del establecimiento, Isma Chaparro, indicó: “Hoy es un día muy especial en la historia de nuestra escuela (…) un sueño tan anhelado, hoy hecho realidad gracias a las políticas públicas de nuestro Gobierno provincial. No hay un Gobernador en la historia de la provincia de Formosa, y me atrevo a decir del país, que haya inaugurado tantas obras públicas, tantos techos azules que han transformado a nuestra provincia de norte a sur y de este a oeste, hasta los rincones más alejados”.

Continuó: “Esto nos demuestra la equidad, la igualdad y la inclusión. Eso significa que una escuela dignifica, es sinónimo de tantas cosas de bien y, es lo que usted, Gobernador, nos enseña día a día, que la educación es el nuevo rostro de la justicia social, para un Gobierno nacional, popular, humanista y profundamente cristiano”.

En referencia al privilegiado estatus sanitario que tiene la provincia, dijo: “Respetando el protocolo contra el COVID-19, este ciclo 2021 nos permitirá tener clases presenciales. Nos emociona el hecho de estar en las aulas con los alumnos en este edificio a estrenar”, finalizó.

Vale señalar que el nuevo edificio escolar es el 1389 de la gestión Insfrán, una cifra que no sólo representa la cantidad de obras realizadas, sino las miles de veces que el Gobierno formoseño tomó decisiones en pos de la educación y en defensa de todos los formoseños de contar con las infraestructuras dignas para el desarrollo de sus estudios obligatorios.

Un poco de historia

La escuela se encuentra ubicada a 6 kilómetros de la Laguna Blanca. Su historia inicia en el año 1935, al noroeste de la Colonia Alfonso (hoy ciudad de Laguna Blanca) en el paraje denominado Yacaré, actualmente denominado Tapiti.

Por iniciativa y necesidad de contar con un establecimiento educativo, se crea la Escuela Nacional Nº 21 en un galpón de la estancia de Don Hipólito Núñez. Era de palma y adobe, con bancos y pupitres construidos por los padres de la comuna. En su inicio, contó con apenas 20 niños, siendo su primer director el docente Pedro López Guerra.

En 1959 cambia su denominación a Escuela Nº 145 y en el año 1969 pasa a ser una de las tantas instituciones designadas al régimen de Escuelas de Frontera, correspondiéndole el número 16.

El director de ese entonces, el señor Aurelio Bogiano, fue el que solicitó imponer el nombre Martín Miguel de Güemes, en homenaje a quien fuera uno de los grandes defensores de nuestra frontera norte.

Cabe destacar que la zona cuenta con cuatro niveles educativos: Inicial, Primario, Secundario agrotécnico y el Instituto Universitario Formoseño (IUF). Esta realidad, sin dudas, sintetiza y materializa el Modelo Formoseño de la educación.

“El hijo de un paippero, en el lugar donde nació, puede culminar sus estudios universitarios. Un privilegio para toda la comunidad y localidades aledañas”, indicó la directora. “Nuestros alumnos cuentan con lo que nosotros o sus padres alguna vez soñamos. Lo importante que es permanecer en el núcleo de la familia para formarse y no al desarraigo que tanto duele. Todo esto es parte del resultado de un objetivo: asegurar una educación con igualdad de oportunidades» concluyó.