Compartir

El pasado sábado 7, se realizó la edición mensual de la feria municipal de pequeños productores paipperos en la localidad de El Espinillo, un lugar más donde productores y consumidores convergen y adquieren alimentos saludables y económicos.

Participaron en esta gran feria productores y productoras de las colonias Vista Alegre, Isla Azul, Apayerey, Loro Cue y San Blas, y ofrecieron cebollitas de verdeo, limones, morrones, zapallitos de  tronco, acelga, carne vacuna, chivo, pato, oveja, gallina, lechón, huevo, batatas, limón, zapallo, choclo, queso, entre otros.

También estuvo presente la Asociación de Feriantes de El Espinillo con dulces, pickles, masas dulces, pan casero, comidas típicas, entre otros.

El intendente de la localidad, Carlos Sotelo, destacó el trabajo articulado entre el Instituto PAIPPA, el Ministerio de la Producción y Ambiente y el Departamento de Producción de la Municipalidad de El Espinillo y dijo que “la comunidad toda se suma a estos eventos, porque además los estudiantes del Instituto Superior de Formación Docente Continua y Técnica de nuestra localidad, a través de los estudiantes de la Tecnicatura en Economía Social y Desarrollo Local realizan importantes trabajos y aportes que mejoran día a día nuestra feria paippera”.

Agregó que “de esta manera el modelo formoseño con una mirada holística de las comunidades del interior se ve cada vez más fortalecido y afianzado, nosotros acompañamos las políticas publicas impulsadas por el Gobernador Gildo Insfrán y estamos convencidos de este proceso que definitivamente está transformando a la Provincia de Formosa, y que una vez más ha sido ratificado por la gran mayoría de los formoseños el pasado 16 de junio”.

Para finalizar, el jefe comunal manifestó que “el Gobierno nacional nos deja un escenario desolador, y ante esto el modelo provincial, el modelo formoseño resulta ser un verdadero ejemplo de políticas públicas pensadas para el bienestar de la gente, y con esa visión integradora se generan estos sistemas productivos económicamente rentables, ambientalmente sustentables, pero por sobre todas las cosas, socialmente justo” recalcó.