Compartir

El Defensor del Pueblo de la Provincia, José Leonardo Gialluca, al ser consultado sobre su opinión respecto del congelamiento de las tarifas por seis meses, anunciado desde el Gobierno Nacional, expresó que: “Nosotros pedimos más que eso, solicitamos a la justicia federal que el costo de la energía eléctrica, aumentada recientemente por aplicación de la Resolución Nº 366/18 de la Secretaría de Energía de la Nación (SGEN), vuelva a sus valores del mes de diciembre del año pasado. Hay mucho por desgranar del paquete de medidas que anunció el Presidente Macri, pero la menos creíble de todas, sin dudas, es que el costo de la tarifa eléctrica podrá mantenerse en los próximos seis meses.

En primer lugar, resulta curioso, a poco que se hagan cuentas, que justamente hasta Octubre de éste año se congelará el valor del servicio público, es como decir hasta después de las elecciones no te voy a azotar con más tarifazos, luego de incrementar el costo a más del 2.667% en poco más de tres años.

En segundo lugar, lo que comprueba la mentira, es que no se podrán mantener las tarifas de energía congeladas, pues están dolarizadas y fue precisamente éste Gobierno Nacional el que las dolarizó”. Consecuentemente, haciendo un análisis los componentes de la facturación, el Secretario Letrado de la Defensoría, José Porfirio García, expresó: “Los usuarios no pagamos solo lo que cuesta distribuir la electricidad (REFSA), lo que representa la menor proporción de lo que abonamos en las facturas, sino que además la nación nos impone unilateralmente los costos impagables de la generación (ENARSA), la comercialización (CAMMESA) y el transporte (TRANSNEA) de la energía, lo cual reafirma de que es falso que el Gobierno Nacional pueda congelar las tarifas, pues de aumentar el valor del dólar, no sabemos cómo reaccionaran las empresas privadas que forman parte de CAMMESA o el transporte (componente nacionales) o la distribución ( valor local), tendríamos nuevos aumentos. Ello sin tener en cuenta que ya pesa sobre los bolsillos de los usuarios formoseños el 38%, aplicado desde este mes (Res. S.G.E.N. 366/18).”

Los funcionarios concluyeron que estamos peor que hace tres años, pues la actual gestión nacional al recibir el gobierno, consideraba a la madre de todos los males en materia de servicios públicos al congelamiento de sus costos, con el consecuente menor valor de los mismos y a los subsidios. Hoy las tarifas están impagables para los usuarios, menos para los del conurbano bonaerense que “aún las tienen subsidiadas” y, además, se pretenden congelar los costos, como se hacía antes, en un esquema abiertamente desigual entre los porteños y la gente del interior y por sobre todas las cosas olvidándose que la Constitución Nacional les impone la igualdad ante la ley y tutela de nuestros intereses económicos tan vapuleados en los últimos años. -”