Compartir

El Hospital de la Madre y el Niño, institución sanitaria de referencia en nuestra provincia, continúa cosechando elogios y el agradecimiento de pacientes que encuentran buena atención y contención humana.

Para dar fe de ello, la señora Carla del barrio Villa Hermosa, comentó que su hija acaba de dar a luz por cesárea programada, en la cual nació su nieta Alba Abigail con 3,100 kilos.

“Tanto mi hija como mi nieta están en perfectas condiciones; fue una cesárea programada porque mi hija tiene una serie de inconvenientes de salud que requerían una planificación y cuidados especiales que se nos brindó tanto desde el centro de salud en todos los controles y seguimiento que le hicieron las obstetras como desde el momento que ingresamos para dar a luz”, contó.

 

Atención

 

A todo eso, agregó: “La verdad que fue muy bien atendida desde que llegamos, y eso también me dio mucha tranquilidad; la atención de todos los profesionales, ginecólogos, obstetras, pediatras, enfermeros, de todos fue y es excelente. Estoy muy contenta, y sobre todo porque hoy mi hija ya se pudo levantar y está muy animada y se siente muy bien”.

La flamante abuela Carla, dijo que tanto su hija como ella están ansiosas por regresar a su hogar y por presentar a la beba a toda la familia.

Por último, destacó: “La excelente atención que hemos recibido desde que llegamos por parte de todo el personal que trabaja en este hospital; constantemente recorren y hablan con las pacientes para ver cómo están y si necesitan algo. Muy agradecida a todos y por todo”.