Compartir

Este martes el equipo interdisciplinario del Instituto de Asistencia Social junto con la escuela especial N° 7 y la Asociación Down Formosa vivieron una mañana a pura actividades, sol, entusiasmo y de manera muy especial ya que la mayoría de los niños pudieron experimentar arriba del caballo importantes avances.

La equinoterapia, es una disciplina complementaria que busca la educación, rehabilitación y reeducación de las personas con discapacidad permitiendo por medio del caballo mejorar la calidad de vida y favoreciendo la inclusión social.

Desde hace un tiempo, un equipo de profesionales conformado por psicopedagoga, psicóloga, nutricionistas, estudiantes de nutrición, de psicopedagogía, un profesor de música, profesora de folklore trabajan en predio de AMEIAS (ruta 11 kilómetro 83, barrio Namqom) con distintos niños y tres caballos: Rambo, Chocolate y Rubio.

“El programa se hizo a partir de la regulación de las carreras cuadreras, a partir de esto solventamos este programa que es muy costoso, porque por caballo vamos cuatro personas, una arriba con el alumno, dos a los costados haciendo paréntesis para colaborar y uno que lleva el equino” explicó Verónica Branda, psicóloga del equipo.

Indicó asimismo que la equinoterapia es un tratamiento complementario de educación, re-educación del paciente que tiene tres etapas: estimulación temprana con bebés, la monta terapéutica (niños que montan solos) y la monta deportiva. En este caso, el equipo realiza los dos primeros.

“En este lugar, hay personas que están a cargo de los caballos, desde el IAS comprendemos la equinoterapia no solo como el ejercicio arriba del caballo sino como un programa de tratamiento que es el acercamientoal caballo, las diferentes temperaturas que nos brinda, la conexión emocional que tenemos con el animal y también el contacto con la naturaleza, tan importante hoy en día” precisó.

Dijo que por tratarse de un equipo interdisciplinario, la equinoterapia “nos atraviesa  a todos, complementamos este trabajo con diferentes talleres de nutrición, relajación, juegos pedagógicos, charlas” en el predio

El equipo- conformado por quince personas- recibe todos los jueves a alumnos de escuelas especiales del interior de la provincia que participan de las distintas actividades propuestas.

El predio totalmente preparado para recibir a personas con discapacidad y el programa cuenta con 2 Traffics para el transporte, una de ellas con ascensor para subir sillas de ruedas. Los alumnos son buscados de sus respectivas escuelas especiales, merced a un convenio con el Ministerio de Cultura y Educación.