Compartir
La provincia se encuentra a la espera de que la esfera federal competente, en este caso el ministerio de Agroindustria, suscriba con el Banco Interamericano de Desarrollo el contrato de préstamo, PROSAP IV, para que el estado provincial pueda tomar el crédito que permita ejecutar las obras de un ambicioso proyecto de electrificación rural que beneficiara a unas cuatro mil familias del interior.
Así lo expuso el ministro de Economía, Hacienda y Finanzas, Jorge Ibáñez, explicando que la obra se enmarca en el Programa de Servicios Agropecuarios Provinciales (PROSAP), el que desde el 2004 está en marcha y se articula desde el estado nacional con gobiernos provinciales, y que depende de la UCAR, Unidad de Cambio Rural, bajo la órbita del ministerio de Agroindustria de la Nación”.
Explico que Formosa solicito el crédito internacional para ejecutar el Proyecto de Electrificación Rural vastas regiones del territorio, aclarando que este crédito lo absorbe completamente la provincia sin trasladar los costos a los futuros beneficiarios de las obras.
Dijo el ministro que a principios del año 2014 se pidio la asistencia técnica para la realización del Proyecto Electrificación Rural en Áreas Productivas de la Provincia de Formosa, para la cual se actualizó la “Estrategia Provincial Para el Sector Agropecuario” (EPSA), aprobada por resolución del ministerio de Economía, Hacienda y Finanzas 3550 del 26 de mayo de 2015, la cual fue adecuada al nuevo escenario de infraestructura provincial”.
Detallo “el proyecto se planteó en tres etapas: comprenden desde la repotenciación de líneas eléctricas existentes y la construcción de líneas nuevas en las zonas norte, centro y sur-este de nuestro territorio. Abarca desde la ruta nacional 95 hacia la cuenca del río Paraguay, comprendiendo una superficie de 897.000 hectáreas, beneficiando aproximadamente a 3.886 familias rurales a través de una extensión de 2.557 kilómetros de líneas de 13,2 y 7,62 kv.”.
Cuantifico en aproximadamente 61 millones de dólares el monto total previsto invertir, insistiendo en subrayar que “la decisión política del señor gobernador es que el estado absorba completamente esta erogación, es decir que no trasladara  los costos a las familias que vayan a ser favorecidas con este proyecto”.
Acerca del estado de situación de todo el proceso actual, Ibáñez revelo que “después de que la provincia formuló y presentó el Proyecto Ejecutivo en el año 2015; fue sancionada por unanimidad la Ley de Endeudamiento 1637 en el 2016 y decretó, en el mismo año, la creación de la Entidad de Enlace Provincial. Incluso los organismos nacionales e internacionales intervinientes, aprobaron la primera etapa del proyecto por un monto total de más de 15 millones de dólares”.
Dijo que mientras se está a la espera que el gobierno nacional realice la suscripción del Contrato de Préstamo con el BID y así progresar con los pasos de la ejecución del proyecto, la provincia sigue avanzando, con otros organismos nacionales, en el cumplimiento de los requisitos exigidos en el marco de la Ley de Responsabilidad Fiscal.
Comento asimismo el ministro que “como parte de la dinámica de coordinación que estamos realizando, tenemos previsto recibir la visita de funcionarios de ente crediticio internacional y también de miembros del PROSAP”.
Confirmo incluso que “oficialmente la provincia fue notificada de que a mediados de este mes, se realizaría la visita del BID y del PROSAP, para llevar a cabo reuniones con los equipos técnicos provinciales y la recorrida por las zonas de influencia del proyecto”.