Insfrán estuvo con el presidente electo en la asunción del gobernador Manzur

Compartir

El doctor Gildo Insfrán estuvo este martes en San Miguel de Tucumán donde asistió especialmente invitado a la asunción de  su amigo, el doctor Juan Luis Manzur, como gobernador  de esa provincia por un nuevo mandato y con la presencia del presidente de la Nación electo, doctor Alberto Fernández.

Tras el acto protocolar de juramento y de entrega de los atributos al mandatario tucumano, las autoridades se trasladaron hasta la sede  de la Casa de  Gobierno desde cuyos balcones Fernández  pronunció un encendido discurso ante una multitud que colmaba la plaza Independencia.

Ocuparon el centro de la escena, el presidente electo, Manzur  y el gobernador Insfrán.

El recientemente electo para ejercer la máxima magistratura del país a partir del próximo  10 de diciembre manifestó la necesidad de terminar con la desunión de  los argentinos para lo cual su exhortación fue la de “, volver a abrazarnos y caminar juntos trabajando en pos de un horizonte  con mayor equidad, trabajo, educación y salud.

«Decían que no volvíamos más, pero un día volvimos para ser mejores y hacer la Argentina que todos se merecen», manifestó.

Previamente y luego del mensaje de Manzur, Fernández  aludió  al federalismo y a los desafíos de su gestión, convocando   a pensar la Argentina de otra manera, porque si se hacen las mismas cosas se van a conseguir  a tener los mismos resultados.

Resalto que la Argentina es una toda, ya que apara sus convicciones no deben haber  argentinos de primera y de segunda, para evocar a RaúlAlfonsín cuando señalaba que la  ética de la responsabilidad social exige que aquellos argentinos que peor están sean los primeros en ser atendidos.

 «Vamos a hacer la mejor de nuestras epopeyas, vamos a arremangarnos todos para que en Argentina nadie más pase hambre. Y ese no va a ser el éxito de un gobierno, sino el éxito de toda la Argentina», afirmó.

Alberto Fernández  se mostró  convencido de que  el pueblo argentino va a ponerse de pie nuevamente; reconoció  que hace falta recuperar la dignidad y  se comprometió a hacer la Argentina federal que todavía no se construyo.

El mayor daño

El presidente electo instó a todos los argentinos  a poner en marcha a la Argentina.

Sobre la gestión del actual gobierno nacional opina que el  mayor daño que ha hecho este tiempo fue condenar a la pobreza a cuatro de cada 10 argentinos a uno de cada dos chicos menores de 14 años.

“Volvimos a escuchar la palabra hambre. En este país que se jacta de producir alimentos para millones de personas, pero no supo garantizar los alimentos para los pobres”, expuso para aclarar que la situación de los abandonados por el estado nacional  no fue más grave  porque existieron intendentes, gobernadores e intendentes que fueron en socorro de esos pobres.

A modo de compromiso de gestión, dijo que  su gobierno habrá de  garantizar al chico que nace la alimentación adecuada en los primeros 1.000 días.

Manzur

Tras jurar como gobernador para un nuevo periodo de cuatro años, el doctor Manzur recordó que el reciente domingo el pueblo argentino ha colocado en la presidencia de la Nación a un compañero y amigo comprometido desde hace muchos años con las metas del desarrollo en equidad y justicia social que anhelamos para todos los argentinos.

“Estoy convencido y seguro que junto a él en el Poder Ejecutivo Nacional, y el acompañamiento de todos los gobernadores en las provincias hermanas, aquí presente, la Argentina retomará el rumbo de la producción, el trabajo, la investigación, la cultura, la salud y la vivienda digna. Y que ello sucederá a lo largo y ancho de todo el territorio nacional y de cada una de las provincias que lo conforman”, resalto.