Compartir

Desde la Defensoría del Pueblo, se denunció que el inicio del mes de julio, vino con una serie de aumentos que representan otro fuerte golpe a todas las economías familiares y así el Gobierno Nacional autorizó incrementos en la garrafa social, en los combustibles y también en las prepagas, situación que continúa erosionando la capacidad adquisitiva de los trabajadores.

El Ombudsman José Leonardo Gialluca, afirmó que en lo que respecta al gas envasado, principal combustible que utilizamos en Formosa, como consecuencia de los aumentos autorizados por el Gobierno Nacional, tenemos hasta la fecha una suba acumulada de 124% y se informó a todos los consumidores que, en las Distribuidoras Locales, luego de un relevamiento realizado el día de ayer, la garrafa de 10kg se comercializa entre $343 y $350.Si se la pide a domicilio, esto es a través del “delivery”, el total asciende a unos $450.

Todo esto en las bocas de expendio debidamente autorizadas, “puesto que en los comercios o kioscos de barrios y en algunos lugares del interior provincial, un tubo de 10kg se lo ofrece al mostrador entre $450 y $500”. Asimismo, manifestó el Funcionario Provincial que todos apostamos a que existan mayor volumen de exportaciones, pero siempre y cuando no se destruya el mercado interno y tampoco se castigue a los ciudadanos con estos aumentos.

A título ejemplificativo, YPF está exportando de manera masiva gas natural dentro del modelo económico que lleva adelante este Gobierno Nacional; pero a su vez el consumo de gas por parte de las centrales térmicas, como así también la caída de la cantidad del consumo de energía eléctrica, nos está mostrando que la economía y la industria nacional, no es la prioridad de nuestro actual Presidente Mauricio Macri, puesto que ya no hay más “despilfarro del consumo que tanto le preocupaba a su administración y lo que sí existe es una depredación de estos recursos naturales orientados a maximizar ganancias con un modelo netamente exportador, totalmente desregulado, anárquico y de espaldas a los intereses populares o de los consumidores”.

Gialluca ofreció a todos los vecinos que no tengan aún el subsidio por garrafas dentro del -Plan Hogar- o que se le haya suspendido, a que concurran a la Sede de la Defensoría del Pueblo sito en calle Padre Patiño 831 o se comuniquen con nosotros para así incluirlos y poder por lo menos cobrar el subsidio destinado a los sectores más vulnerables, toda vez que ahora en épocas de frío y en los hogares donde hay varios niños, se consume mucho más gas que el habitual.

Prosiguiendo con los aumentos, también la Estatal YPF aplicó el quinto incremento del año en los combustibles con un 2,5% para las naftas y 1,75% para el gasoil y seguramente las demás empresas continuarán con la remarcación de sus productos y en este sentido, el Defensor del Pueblo denunció que ya está previsto para el mes de agosto otro aumento de un 11,8% en todos los combustibles y por ello es que le hemos pedido al Ministro de Hacienda Nicolás Dujovne y al Secretario de Energía, Gustavo Lopetegui,“que desdoblen o posterguen el Impuesto a los Combustibles Líquidos (ICL) y de esa manera se podría bajar el beneficio de la gente hasta un 4% el precio de las naftas y del gasoil”.

Rechazó Gialluca la política del Gobierno Nacional de atar el abastecimiento local al precio internacional del petróleo, ya que esto se presta a distorsiones, pues cuando el mismo baja, ninguna petrolera disminuye los carburantes a favor de la gente en el mercado nacional.

Asimismo, volvieron aumentar las prepagas en un 5,5% acumulándose en el primer semestre del 2019 un 18% de incremento, se recordó desde el Organismo de la Constitución que todos los clientes, deben ser informados por las empresas en este caso, con una antelación no inferior a 30 días y sugirió a los mismos prestar especial atención a los nuevos -Planes Parciales de Cobertura de Prestación Ambulatoria-, con lo cual el Gobierno Nacional pretende enfrentar estos intolerables aumentos.