“La legitimidad de Insfrán es la que tienen los que se someten a la elección del pueblo”

Compartir
El dirigente justicialista Guido Florentín destacó que “la legitimidad de Gildo Insfrán es la que tienen todos los que se someten a la elección del pueblo”, en tanto lamentó que el “gobierno nacional en Formosa se exprese a través de un personaje nefasto de la política local”.
Así lo indicó en declaraciones periodísticas Florentín, quien sostuvo que el dirigente Raúl De la Tabla “ofende al pueblo formoseño considerándonos incapaces de elegir nuestro destino y nuestros representantes. La miseria de De la Tabla no le permite dimensionar lo que fue la dictadura, al igual que Mirtha Legrand, fieles voceros de la oligarquía y antipatria, quien con absoluta irresponsabilidad ataca los gobiernos legítimos y democráticos que surgen de elecciones libres de los ciudadanos.”
Acotó seguidamente que “hablar de persecución en el caso de De la Tabla sorprende porque hasta hoy es ñoqui del estado provincial, como así también del Congreso de la Nación, cargo otorgado por Julián Domínguez y sostenido por Buryaile, aparte de su cargo en la Subsecretaría de Agricultura Familiar.”
“Sorprende también hablar de persecución cuando acompaña y avala el despido masivo de más de 200.000 trabajadores argentinos, denominados la grasa militante por el ex ministro Prats Gay, el despido y persecución de periodistas como Víctor Hugo Morales, entre otros, la detención ilegal de Milagros Sala, el cierre de fábricas, pymes, clubes y colegios, la persecución a gremialistas como Baradel, la represión a manifestantes de organizaciones sociales, el intento de nombrar jueces inconstitucionalmente, condonar deudas al estado nacional a familiares de presidentes y extender el blanqueo de capitales de su entorno, como así también evadir impuestos y fugar capitales en paraísos fiscales constituidos en otros países, endeudar estados provinciales a través de intermediarios del mismo grupo familiar presidencial, sostener a funcionarios acusados por pagos de coimas hechas a empresas internacionales, entre tantas cosas que hace el gobierno nacional”, puntualizó.
Resaltó seguidamente que “la legitimidad que tiene Gildo Insfrán es la misma que tienen Naidenoff, Hernández, Buryaile y todos los hombres y mujeres que se sometieron a la elección del pueblo, pueblo que trabaja día a día, el que educa a sus hijos, el que cuida a sus enfermos, el que hace que de Formosa una provincia mejor donde merezcamos vivir felices y en paz.”
Sobre el final, Florentín enfatizó: “En la democracia, el gobierno hace lo que el pueblo quiere y defiende un solo interés: el del pueblo”, para concluyente y a modo de recomendación al delegado nacional de aconsejarle al presidente para que “rectifique el rumbo económico y político del gobierno, porque hay muchos argentinos que creyeron en sus mentirosas promesas de campaña. Que no sea un traidor más como vos”, concluyó.