La oposición y la mentira como forma de hacer política

Compartir

El profesor Juan Eduardo Lenscak repudió los dichos del presidente de la Unión Cívica Radical (UCR) de Formosa, Martín Hernández, quien descabelladamente, sin ningún sustento sanitario o epidemiológico, esgrimió que los contagios de COVID-19 “no se dan porque abrieron los comercios ni por las marchas de la oposición en contra del Gobierno provincial, sino por los ingresos ilegales de personas desde el Paraguay”.

“Hay muchas maneras de ser violento. En la historia argentina nosotros hemos sufrido la violencia desde el 24 de marzo de 1976 en adelante. La violencia militar y física. Y ahora la mentira, que también es violencia”, manifestó a AGENFOR el expreso político durante la última dictadura militar y referente de los derechos humanos en la provincia.

Indicó que “aquello que no es verdadero, lo que hoy llaman fake news, nos ha costado muchísimo, como por ejemplo con la operación mediática de ‘La Morsa’ se perdieron las elecciones en la Provincia de Buenos Aires, con todas las mentiras que se dieron a nivel nacional Cambiemos ganó los comicios del 2015 y así los argentinos hemos padecido el desastre”.

“Ahora, nuevamente, un partido centenario como la UCR ha copiado lo peor del PRO y de los cómplices del genocidio, que es esta violencia institucionalizada”, repudió.

Hizo notar que “uno que tiene muchos amigos radicales, ve esta situación y dice ‘no, no puede ser’. Y sin embargo es, porque atacar como hizo Hernández al decir que las personas del Paraguay son las disparadoras de los contagios, después de lo que hemos visto, las numerosas manifestaciones en la capital y Clorinda, es realmente hablar falsedades”.

Planteó entonces que en esa línea de pensamiento “tenemos que decir que en el tráfico fronterizo estuvieron involucrados un diputado nacional, un concejal del interior, un periodista, una maestra y todos los que se han contagiado de COVID-19 que son de este grupo”.

“¿Por qué ahora hay una disparada de casos si las fronteras con el Paraguay están cerradas hace un año?”, indagó, calificando el razonamiento de Hernández como “un poco infantil”.

No obstante, si bien puso de resalto que “afortunadamente hay una mayor conciencia dentro de la población y vemos que las mentiras tienen patas cortas”, efectuó un llamado “a la conciencia política” del Radicalismo, ya que “no se puede prestar a hacer política a través de las mentiras”.

No es casualidad

Para el profesor Lenscak, lo que se está promoviendo desde la oposición local “no es casual”, puesto que “esta mentira que fue formulada por el presidente de la UCR de Formosa tiene mucha relación con la denuncia que se ha hecho días pasados en un medio porteño diciendo que el gobernador (Gildo Insfrán) es el responsable máximo del narcotráfico en la provincia”.

Advirtió que tanto la acusación de Hernández como las marchas que se organizan en contra de la política sanitaria del Gobierno provincial “tienen que ver con la gran operación que se está armando”, que incluye “los pedidos de intervención de Formosa”.

“Todo esto se promueve sin ningún tipo de elemento de prueba y se lleva a cabo desde los medios hegemónicos de la Ciudad de Buenos Aires, donde tienen la impunidad y el blindaje necesario para poder hacerlo”, denunció.

Esclareció que “lo que se busca, fundamentalmente, es la desobediencia civil y la intervención federal”, es decir, “aquello que no se puede conseguir con los votos se intenta lograr a través de este tipo de mecanismos, erosionando un sistema democrático”.

“Se lo hace desde el llano”, alertó, con lo cual “hay una violación sistemática de derechos humanos por parte de un sector que defiende los privilegios de los más ricos al mentir en público y en gran escala”.

Finalmente, con miras a las próximas elecciones, Lenscak acentuó que “después de haber corrido con los votos del centro del poder político al macrismo, sería bueno ir pensando en darle más legisladores al Frente de Todos (FdT) para poder modificar y volver a mejorar no solamente la Ley de Medios, sino también democratizar el Poder Judicial”.

“Son pasos necesarios y urgentes que hay que dar, porque de lo contrario vamos a ir retrocediendo y esta política de la mentira y el contagio se va a convertir mucho más apresuradamente en política de muerte”, cerró.