La participación de los vecinos es clave en la prevención del dengue

Compartir

Reiteraron la necesidad de los cuidados en las casas para evitar la formación de criaderos y la reproducción de los mosquitos

Desde el Ministerio de Desarrollo Humano recordaron que la prevención del dengue, es una tarea que debe llevarse a cabo entre todos los sectores de la comunidad. Sin embargo, requiere por sobre todo, de la colaboración y responsabilidad que cada vecino debe tener en su propio domicilio y en los alrededores para cumplir con las medidas de prevención.

En ese sentido, difundieron una vez más, que los cuidados apuntan fundamentalmente a evitar la formación de criaderos y, en consecuencia, la reproducción del mosquito transmisor de la enfermedad, el aedes aegypti.

Si bien las brigadas sanitarias recorren las casas para enseñar a las familias las medidas preventivas, es necesario que cada persona tome los recaudos necesarios dentro y fuera de la casa, en el interior y en los patios, como también en las veredas, terrenos baldíos próximos y en otros espacios donde habitualmente se desarrollan actividades: clubes, lugares de trabajo, plazas.

Todos los recipientes de forma ahuecada que puedan acumular agua en su interior y que estén en desuso, deben ser desechados por completo: latas, botellas, restos de plásticos, cartones y juguetes, tapas de gaseosas.

Mientras que los que se usan diariamente, como los baldes, cántaros, cisternas, tambores, deben ser bien tapados, colocados boca abajo o bajo techo, para impedir que ingresen los mosquitos, depositen sus huevos y se reproduzcan.

Recomendaron asimismo, que los objetos como floreros, recolectores de agua de acondicionadores de aire, bebederos y comederos de mascotas, macetas y portamacetas, sean desagotados, se frieguen sus paredes con esponja o trapo, para eliminar los huevos de los mosquitos que quedan adheridos a las paredes y posteriormente renovar el agua.

Igualmente, aconsejaron la utilización del repelente a fin de evitar las picaduras de los mosquitos, teniendo en cuenta que la transmisión del virus del dengue, se produce cuando el insecto pica a una persona enferma y luego a alguien sano. Debe aplicarse sobre la piel expuesta y por sobre la ropa, sobre todo en los momentos que se va permanecer al aire libre.

Por otra parte, a lo anterior debe sumarse el uso del larvicida Bacivec, solución que los brigadistas entregan gratuitamente en las visitas a los domicilios y es altamente efectivo para el control de las larvas de los mosquitos.

Debe aplicarse en los recipientes que, por ejemplo se usan para juntar agua pero no pueden taparse ni eliminarse. Debe colocarse según las instrucciones y las indicaciones que explican los operadores paso a paso con demostraciones prácticas.

También puede usarse en otros objetos y lugares, ya que no es perjudicial para los humanos ni para las mascotas “siempre y cuando no sea posible taparlos, desecharlos, desagotarlos y limpiarlos”, recalcaron. Por ejemplo, en rejillas y sumideros, neumáticos, bebederos de animales, floreros, cubetas de dispenser, portamacetas, canaletas y piletas de lona, entre otros.