Compartir

En el segundo día habilitado para pasear en la Reserva de Biósfera de la Laguna, las familias eligieron el lugar para un rato al aire libre y disfrutar el domingo.

Si bien el día se presentó ventoso y obligó a usar un abrigo, grandes y chicos eligieron la playa para distenderse, sacar fotografías al paisaje y vivir un momento de relax.

De acuerdo a los registros desde las 9 y hasta las 17 horas, ingresaron a la playa 832 automóviles, 165 motocicletas y 117 bicicletas, totalizando 3775 personas.

Desde el sábado, el Ministerio de Turismo en coordinación con el equipo técnico de la Reserva de Biosfera y la Policía de la Provincia, está presente en  el lugar con dos carpas institucionales aportando información sobre el protocolo de bioseguridad correspondiente, para los visitantes a la Laguna Oca.

Se debe acudir con barbijo colocado y mantener la distancia social recomendada por las autoridades sanitarias, por la pandemia de coronavirus.

Existen también estaciones saludables donde los ciclistas, principalmente, pueden hidratarse, sanitizarse y recibir información general del protocolo.

La playa fue habilitada para visitas los sábados, domingos y feriados de 9 a 17 horas, se puede concurrir en vehículos, pero sin dudas las bicicletas son los medios de movilidad más elegidos por los visitantes.

Pueden darse paseos en bicicleta, caminatas, pero no se deben consumir bebidas alcohólicas ni realizar picnic, introducirse al agua y practicar actividades deportivas. Está prohibido además ingresar al sector de la playa con motocicletas o vehículos.