Los adultos mayores son los que más riesgo tienen de fallecer por COVID-19

Compartir

Así lo señala un informe del Ministerio de Salud de la Nación, que de acuerdo a los reportes hasta el momento de las más de 47 mil muertes registradas en el país, más de 40 mil son de personas de más de 60 años.

El médico epidemiólogo Mario Romero Bruno presentó este sábado 30 un informe actualizado de los casos reportados por el Ministerio de Salud de la Nación con respecto a la incidencia del coronavirus en la población argentina de acuerdo a los grupos de edad, donde se muestra quiénes son las personas que mayormente se contagian y quiénes son las que corren más peligro de fallecimiento.

En esto último, expresó el profesional que “las personas que más fallecen a causa del coronavirus en el país tienen más de 60 años”, clarificando que de las más de 47 mil muertes que se registra hasta la fecha en la Argentina “más de 40 mil son adultos mayores”.

En el referido informe presentado por el especialista, se señala que el grupo más activo de la población, que va entre los 20 y 59 años, “son las personas que con mayor frecuencia se reportan y diagnostican positivos de COVID-19” en el país.

Mientras que, de acuerdo al gráfico presentado en una filmina por el epidemiólogo, una gran minoría corresponde a los “dos extremos” que abarca a los menores de edad y las personas que son mayores de 65 años”.

A continuación, enfatizó que de la población las personas que más fallecen a causa del coronavirus son los adultos mayores, clarificando que “de las más de 47 mil personas fallecidas en la Argentina, más de 40 mil son mayores de 60 años”.

“Son nuestros padres, abuelos, conocidos, amigos, etc, quienes tienen mayor riesgo”, alertó Romero Bruno en la conferencia del Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID-19.

Además, entre las personas de 40 y 59 años “hay aproximadamente entre 6 y 7 mil afectados”, mientras que es mucho menor la incidencia del virus “en aquellos menores de 40 años”.

Así también es mayor la incidencia del contagio en el sexo masculino, añadió. 

Tras dar estos datos, aportó además que “esto demuestra que, por un lado la edad como en todos lados, es el mayor riesgo para poder complicarse y fallecer la persona”. “Entonces los adultos de cualquier edad que tengan alguna afección o alguna enfermedad predisponente son los que tienen una consecuencia más grave frente al COVID-19”, marcó.  

En tanto, dejó en claro que “cuando se habla de mayor riesgo” de fallecimiento, “es en los casos de que deban ser internados a su vez requerir de la unidad de terapia intensiva y necesitar la intubación con asistencia respiratoria mecánica, es decir de enfermarse gravemente”.

Para finalizar, el director del Hospital Central hizo un llamado a la reflexión, especialmente a los jóvenes quienes habitualmente son las que más se infectan, al señalar que “si no se cuidan por ustedes háganlo por sus seres queridos, que son nuestros padres, nuestros abuelos, y es ahí donde tenemos que prestar más atención en este momento de pandemia que estamos pasando en el mundo y en particular en la provincia de Formosa, de mantener los cuidados y protocolos establecidos para cuidarnos entre todos, para así poder seguir teniendo los mejores resultados” contra la pandemia.