Más de 10 mil estudiantes fueron revinculados con el sistema educativo tras la pandemia del COVID 19

Compartir

De un total de 14 mil que, por razones de fuerza mayor, no pudieron continuar su proceso de aprendizaje. Desde la cartera competente aseguraron que están trabajando en nuevas estrategias para reinsertar a los cuatro mil restantes.

En diálogo con AGENFOR, el profesor Marcelo Naudi, a cargo de la Dirección de Educación Secundaria (DES), confirmó que ya son más de 10 mil los estudiantes que lograron revincularse con el sistema educativo tras la pandemia del COVID 19, a través del programa “Volvé a la Escuela”.

“La revinculación es un proceso en el cual tenemos como principales protagonistas a los estudiantes que, por alguna u otra razón, tuvieron dificultades para sostener sus actividades escolares durante el 2020 y gran parte del 2021”, indicó.

Y ahondó: “Para revincular hay un plan específico que se denomina Volvé a la Escuela, que tiene varias etapas, la primera fue de diagnóstico, de conocer la situación de los estudiantes y su vinculación con la escuela en todo el territorio provincial y las modalidades del sistema educativo”.

En función de ese proceso, explicó el funcionario, se realizó una redistribución de “tutores revinculantes” cuya misión era que, acompañados de la comunidad educativa, “vayan a buscar a los estudiantes a sus casas”, sobre todo aquellos que no tuvieron virtualidad en 2020, ni presencialidad plena desde octubre de 2021.

“Es una preocupación del sistema educativo ese tipo de estudiantes porque necesitamos que estén en la escuela para poder ayudarlos a que desarrollen su proceso de aprendizaje, para eso se distribuyeron tutores que incluye al nivel secundario, pero también a la finalización del nivel primario donde había una tasa importante de alumnos no vinculados”, señaló.

En ese marco, Naudi sostuvo que “el trabajo es integral” y en la primera semana de mayo concluyó la fase antes mencionada con una “gran cantidad de estudiantes revinculados”.

“Teníamos inicialmente unos 14 mil no vinculados, pudimos que vuelvan a la escuela más de 10 mil de esos estudiantes, nos queda un grupo de cuatro mil que todavía tenemos que seguir pensando y renovando estrategias para que vuelvan a la escuela y poder ayudarlos en su formación”, precisó.

Asimismo, se refirió a las actividades que llevan adelante para tal fin en contra turno, e inclusive los días sábado, y aclaró que “no son solamente de tutorías de disciplinas o materias, sino también espacios de recreación, actividades físicas, de tal manera que el estudiante se sienta atraído y cómodo en la escuela y empiece gradualmente a recuperar su labor de estudiante”.

“Esto de organizar la información, a tener acceso al material de estudio, tener una programación de estudio, que una gran parte del trabajo de tutoría orienta a los estudiantes a hacer un cronograma de aprendizaje sobre materias prioritarias y a partir de ahí acompañarlos en su formación”, argumentó.

En ese orden, el titular de DES ejemplificó que, si un estudiante adeuda 10 o 12 materias “no las puede preparar todas juntas”, porque de esa forma “es un esfuerzo que va a caer seguramente en saco roto”; entonces los tutores le orientan a elegir los espacios curriculares para preparar primero y de ese modo “asegurar el aprendizaje y afrontar una instancia de evaluación.”

“Superada esta etapa, otro grupo de materias con otro tutor, en paralelo hacemos asistencia con respecto a lo nutricional, diversión, recuperación de lo afectivo, que los estudiantes perdieron mucho en este alejamiento de la escuela; y ese cronograma da lugar al mejoramiento de la situación académica de los estudiantes, tanto del 2021 como del 2020”, manifestó.

Y agregó: “Asisten más horas, durante el primer periodo que empezó en enero, febrero, marzo, el sistema educativo contemplaba la priorización de este tipo de actividades para los estudiantes, además de las clases áulicas”.

En ese sentido, Naudi aseveró que “esto es parte del plan Volver a la Escuela y de la concepción que tenemos sobre la educación, la igualdad de oportunidades y generar decisiones que generen igual posibilidades de aprendizaje para todos los estudiantes”.

“Forma parte de nuestra política educativa y la vamos a sostener porque creemos que el estudiante tiene que estar en la escuela para poder garantizar el mejor de los aprendizajes”, destacó.

Por otro lado, habló sobre la Resolución N°1953 del Ministerio de Cultura y Educación (MCyE) y argumentó que la misma permite “continuar, con un tiempo más programado, los procesos de aprendizaje de los estudiantes”.

“No es una aprobación automática, la resolución empieza a enmarcar y ordenar nuevamente nuestro sistema después de dos años de pandemia, volvemos a la resolución inicial de promoción de los estudiantes con tres espacios curriculares para el 2021, pero sabemos y conocemos la realidad de los estudiantes en todo el territorio provincial que deben espacios curriculares del 2020”, se explayó.

Y reiteró: “No como un acto administrativo, sino por no haber tenido oportunidad de aprender, no tuvieron el tiempo suficiente para desarrollar los aprendizajes”.

A su vez, exhortó que cuando los estudiantes volvieron a las clases presenciales en 2021, la prioridad fue “aprender y aprobar los espacios curriculares de ese año”, teniendo por la promoción automática del 2020, “un grupo de materias importantes que no tuvieron tiempo de desarrollar y aprender”.

“En parte solucionamos eso con los procesos de revinculación y vinculación desarrollados entre enero y abril, pero necesitamos mas tiempo para que esos estudiantes tengan la oportunidad de, estando en la escuela, sostener sus procesos formativos, lograr los aprendizajes que necesitamos que logren y encarar con éxito una instancia de evaluación”, resaltó.

Y añadió: “Sería distinto si hubiésemos garantizado y poder darle el tiempo suficiente para que los chicos aprendan y no aprovechaban la oportunidad, pero estos chicos de los cuales estamos hablando tuvieron una doble tarea, aprobar el 2021 y afrontar el aprendizaje de las materias del 2020, con tiempo escaso que no garantiza el desarrollo de aprendizaje que es lo que queremos y para eso tenemos que acompañar al estudiante en su esfuerzo”.

Por último, el director de Educación Secundaria ratificó que “hacerlos repetir es un acto administrativo de injusticia” porque “estaríamos, muy posiblemente, promoviendo que el alumno se cambie de colegio o que decida abandonar su trayectoria educativa de nivel secundario”.

“Durante el 2022 tenemos una gran tarea que es gradualmente empezar a ajustar los procesos de aprendizaje tanto el 2021 como del 2020”, anticipó.

Y concluyó: “El estudiante, en particular, tendrá que afrontar sus procesos de aprendizaje de los espacios que está cursando en 2022; y si debe espacios curriculares tanto del 2020 como del 2021, va a tener que hacer un esfuerzo extra, acompañado por tutores y la organización institucional para lograr los aprendizajes que necesitamos que logre como sistema educativo”.