Más de 120 productores son beneficiados con la llegada del agua a Palo Santo

Compartir

El intendente de la localidad, Raúl D´Zakich, agradeció al Gobierno de Formosa por la obra hídrica que permitió la llegada de agua dulce a su localidad, en el momento justo.

A partir de las 14.30 horas de este domingo, Palo Santo comenzó a ver los resultados de la obra hidrovial sobre la ruta provincial N° 28, que permite en esta oportunidad, el ingreso de agua dulce a las cinco represas destinadas como reservorio.

“Teníamos un agua muy pesada en la represa y este domingo comenzó a ingresar el agua del Río Pilcomayo, que va llevar dos o tres días hasta que se pueda clarificar y lograr que el agua quede blanda, por lo tanto hay que empezar a dosificar los compuestos químicos para poder seguir potabilizando”, explicó D´Zakich.

El intendente remarcó que se trata de una “majestuosa obra”, enmarcada y planificada desde el Modelo Formoseño que “quedará para la eternidad”, por lo que “agradecemos profundamente al gobernador Gildo Insfrán, que a pesar de estar inmersos en una pandemia, destinó recursos provinciales para nuestra localidad”. 

En este contexto, subrayó: “Antes, transportábamos agua mediante camiones y a pesar de ello no llegábamos con la cantidad necesaria que requería la población, así que esto llegó en el momento justo y ayuda a más de 120 productores agropecuarios que son beneficiados con esta obra y a la canalización”.

Cabe señalar que esta obra permite crear una cuenca de desarrollo productivo, como también el abastecimiento de agua dulce a los reservorios de las distintas plantas de agua potable a la vera de la ruta nacional N° 81, en el marco de un déficit hídrico debido a la escasez de lluvias.