Miel: El gobierno provincial ratificó su respaldo a la competitividad del sector

Compartir

Desde la década del 80, Argentina se ha consolidado como uno de los principales productores y exportadores de miel; reconocido internacionalmente por la calidad de su producción. 

En la región NEA, nuestra provincia se destaca por la pureza y variedad de sus mieles multiflorales de sabores y características únicas, a partir de las bondades que brindan las distintas floraciones, fundamentalmente del monte nativo formoseño, a lo largo del año.

“La asistencia técnica para la implementación de las buenas prácticas apícolas, el manejo a campo de las colmenas, la cosecha, post-cosecha y la comercialización de la producción, son ejes claves del acompañamiento integral y orientado que el Gobierno Provincial brinda a este sector en forma permanente”, expresó el ingeniero Alejandro García, subsecretario de la Producción Sustentable, del Ministerio de la Producción y Ambiente.

En esta misma línea, el funcionario resaltó la decisión del Gobernador Gildo Insfrán de ratificar su respaldo al sector, al fijar un valor de referencia de 240 pesos por kilo de miel a granel, destacándose como única y pionera herramienta a nivel regional y nacional que fortalece la comercialización de este noble y tradicional producto, desarrollada principalmente por nuestros pequeños productores “paipperos”.

“El principal objetivo de esta decisión es garantizar que los apicultores reciban el mejor precio por la comercialización de sus productos, al aumentar su poder de negociación ante la relación oferta – demanda que caracteriza a todo mercado, con un precio base propuesto y fijado por el Gobierno de Formosa que revalida su competitividad”, remarcó el ingeniero.

Por otra parte, agregó que de manera conjunta se está gestionando la devolución de tambores nuevos para contener miel, incluyendo la determinación de calidad del producto a través del servicio que presta el laboratorio de miel “LAPIFOR”, así como el traslado de los tambores hasta el centro acopiador ubicado en la ciudad de Formosa.

“Esta acción de gobierno se implementa en el marco de un programa de abordaje integral y orientado llevado adelante en forma conjunta por las asociaciones de pequeños productores apícolas, por los municipios, el PAIPPA y por el Programa Provincial de Desarrollo Apícola, dependiente del Ministerio de la Producción y Ambiente de Formosa”, subrayó el funcionario.

Apicultura sustentable y biodiversidad

La apicultura es una de las actividades de alto impacto para la conservación de la biodiversidad, y cuyo desarrollo se fortalece día a día en virtud de la gran variedad de ambientes naturales y de la abundancia de recursos que posee nuestra provincia. “Todo esto facilita al productor instalar sus apiarios y obtener mieles naturales, inocuas y de características únicas a nivel mundial por las diferentes floraciones que se brindan en nuestra tierra”, destacó García, y al mismo tiempo añadió que “la actividad apícola es complementaria a la ganadería, al manejo del monte nativo y a la forestación, además de aportar numerosos beneficios a la agricultura, como por ejemplo la polinización de cultivos de fuerte peso económico en las distintas cuencas productivas locales, como es el caso de las cucurbitáceas y las producciones de hortalizas bajo cubierta.

Compra de miel a jóvenes apicultores

En este marco, es importante resaltar la compra de los primeros 6 tambores de miel pertenecientes a jóvenes apicultores de la comunidad de Lote 8, departamento Ramón Lista.

 “Se trata de productores apícolas de un grupo en formación que trabajan en conjunto y congrega a 7 productores, de entre 21 y 45 años de edad que manejan de 10 a 50 colmenas cada uno. Este trabajo grupal permitió acopiar 1800 kilos de miel para la venta a granel”, refirió el subsecretario. Dicha iniciativa fue concretada mediante la operatoria de apoyo a la comercialización impulsada por el Gobierno provincial a través del FONFIPRO.

Abordaje y registro de productores

En Formosa se encuentran unas 14 mil colmenas en producción, en manos de más de 324 productores localizados en las distintas cuencas apícolas de toda la geografía provincial. Estos guarismos arrojan como resultado una producción total que supera los 200.000 kilos de miel por año.

Dichos datos se desprenden de un informe obtenido del registro Nacional de Productores Apícolas (RENAPA) proporcionado por el Programa para el Desarrollo Apícola de la provincia de Formosa que da cuenta, además, de información actualizada desde la producción a campo, la cosecha y la comercialización.

En este marco, desde la cartera productiva y ambiental, invitan a los productores que puedan acercarse a la oficina central del Programa Apícola Provincial a fin de actualizar sus datos productivos, o bien, a la coordinación local de las Comunidades Rurales Organizadas (CRO), ubicadas estratégicamente de las diferentes regiones y donde se articulan las gestiones y actividades a realizar entre el PAIPPA, el municipio y el Ministerio de la Producción y Ambiente.