Compartir

Comenzó este lunes la atención en el nuevo local de la obra social más importante de la provincia- IASEP-, mientras se remodela el edificio antiguo de Moreno 1170.

El nuevo edificio- cedido momentáneamente por el Ministerio de Desarrollo Humano- está ubicado en Jonas Salk 435 del barrio San Miguel, y allí atiende la Casa Central y farmacia de la obra social, de lunes a viernes de 7,30 a 12,30 y de 17 a 19 horas, y los días sábados de 8 a 12 horas.

Para autorizaciones y órdenes médicas, hay habilitadas dos opciones: Jonas Salk 435 y también la oficina de Moreno 1170, planta baja, de lunes a viernes de 7,30 horas a 12,30 y de 17 a 19 horas.

Desde temprano pudo observarse a los afiliados acercarse al barrio San Miguel, formando fila en la vereda del organismo, con barbijo colocado y manteniendo distancia social, por la pandemia de Coronavirus.

En ese sentido, el interventor del IASEP, doctor Claudio Samaniego agradeció la labor de los empleados de la obra social, que en cuatro días lograron llevar a cabo en forma exitosa la tarea de traslado de documentación, muebles y demás enseres de un edificio a otro.

Señaló que la obra social atiende por la mañana 400 personas y por la tarde 200 más. El titular del IASEP señaló que la atención en el nuevo edificio será la misma, con los imprevistos propios de la puesta a punto de los sistemas informáticos, pero todo solucionable.

“Nos prestaron este edificio, el otro se pondrá en condiciones para que podamos volver, es la orden del gobernador de que aquello se ponga en condiciones para volver” insistió Samaniego.

Sobre los medicamentos con los que cuenta la farmacia, el funcionario dijo que “Estamos cumpliendo con un 90% de lo oncológico, compra la Unidad de compras de productos e insumos medicinales, dependemos de ellos” y los demás, “estamos casi en el ciento por ciento”.

No obstante, reconoció que siempre “falta alguna marca, sobre todo porque nuestros colegas están acostumbrados a pedir marcas, y no podemos tener todo. Los médicos tienen que cumplir la ley, colaborar, recetar por nombre genérico y no por marca. Pero nuestros afiliados están acostumbrados, buscan determinada marca y no aceptan otra”.