Compartir

Prosigue los operativos de vacunación canina y felina para prevenir la rabia en toda la provincia;  enfermedad que afecta a los animales y puede contagiarse a las personas ocasionando inconvenientes a la salud.

En la oportunidad la localidad beneficiada fue Mariano Boedo, donde agentes del área de vectores y zoonosis del Ministerio de Desarrollo Humano provincial, recorrieron los ámbitos urbanos y rurales aplicando de forma gratuita las dosis antirrábicas a las mascotas.

Los encargados detallaron que se “vacuna obligatoriamente tanto a los perros como a los gatos a partir de los tres meses de edad, haciendo saber a los dueños de esas mascotas que deben revacunarlos cada año. Es una medida que se insiste en todo momento junto a otras recomendaciones”.

Además, se recordó que “vacunar a las mascotas tiene mucha importancia. En las familias debemos hacer una tenencia responsable de “nuestros mejores amigos”, ya que es un punto clave para la prevención de esta enfermedad que puede afectar también nuestra salud”.

Rabia

La rabia es una enfermedad viral que afecta al sistema nervioso de los mamíferos, incluyendo al hombre. En nuestro país los transmisores de rabia son principalmente los perros y los gatos.

Las personas pueden contraerla a través de la mordedura de un animal rabioso, ya que el virus se encuentra en la saliva y en las secreciones. La enfermedad también se puede contraer por el contacto de la piel lastimada con la saliva de un animal infectado.

En los perros y gatos los síntomas incluyen cambios de comportamiento, agresividad, salivación excesiva, imposibilidad de tragar o de beber, pupilas dilatadas, convulsiones, parálisis y muerte.