Compartir

Decenas de familias de la comunidad Chico Dawan, situada a unos 350 km hacia el oeste de la ciudad de Formosa, reforzaron sus controles de salud mediante un operativo conjunto entre el hospital de la localidad de Fortín Lugones y el centro de salud local desde donde diariamente realiza la cobertura sanitaria con numerosas prestaciones.

De este modo, los vecinos recibieron múltiples servicios de salud gratuitos, entre los que pueden citarse: atenciones médicas y odontológicas para todas las edades, controles obstétricos, vacunación, entrega de medicamentos, leche y otros insumos; así como la difusión y concientización de la práctica de hábitos saludables.

La actividad fue llevada a cabo por médicos, odontólogos, obstetras, enfermeros y vacunadores. Para los adultos se hicieron mediciones de glucemia, tensión arterial; curaciones y otras evaluaciones médicas. Mientras que los niños se beneficiaron con controles “de niño sano, una actividad programada que se cumple estrictamente para constatar el buen crecimiento de los pacientes pediátricos”, revelaron.

A lo anterior se sumaron además atenciones odontológicas, extracciones, indicaciones de tratamientos y obturaciones diversas. Asimismo,  desde el área de obstetricia comentaron que se concretaron chequeos prenatales que incluyeron: control de los carnets de vacunas, medición de la altura uterina para evaluar el crecimiento del bebé, su desarrollo y la posición en que se encuentra.

Todos las evaluaciones estrictas necesarias para “corroborar como está la salud de las mamás, conversar con ellas y aconsejarlas en cuanto a su alimentación, los controles obligatorios en cada uno de los trimestres de embarazos, los signos de alarmas a los que deben estar atentas, las vacunas que deben aplicarse y otros cuidados necesarios”, indicaron los obstétricos.