Compartir

El crecimiento constante y los logros alcanzados por el Sistema Público de Salud provincial en los últimos años hicieron que Formosa fuera reconocida en la actualidad como una de las provincias con más acciones desarrolladas en materia de salud, no solo a nivel regional sino también nacional.

Producto de ello, son los trabajos desarrollados por el servicio de tocoginecología del Hospital de la Madre y el Niño, dirigidos al tratamiento de patologías obstétricas de bajo, mediano y alto riesgo.

En tal sentido, profesionales del mencionado servicio destacaron las permanentes mejoras que se asientan en dos ejes fundamentales: tecnología de alta gama y capacitaciones constantes al equipo de salud que allí se desempeña, asegurando a las pacientes una calidad en las atenciones y resoluciones exitosas de diferentes complicaciones gineco-obstétricas.

Al respecto, refirió el Dr. Javier Lukestik, jefe del servicio de Obstetricia del nosocomio de la Madre y el Niño quien comentó que, como desde hace varios años “el 2016 fue una cosecha de logros continuos en beneficio de la salud de las madres, los bebés y las pacientes en general”.

“Sin dudas, uno de esos beneficios fue el manejo multidisciplinario del acretismo placentario con placenta previa; esto significó un importante avance para nuestro servicio, donde hacemos tratamientos e intervenciones conjuntas con distintas áreas del Hospital de Alta Complejidad “Pte. Juan Domingo Perón” (HAC)”, agregó.

Cabe indicarse que el acretismo placentario se produce cuando en el cuerpo de la embarazada la placenta se adhiere de forma anormal al útero. Si no se diagnostica a tiempo, esta patología puede desencadenar una hemorragia cataclísmica durante el trabajo de parto, provocando graves consecuencias tanto para la madre como para su bebé llegando incluso a terminar con la vida de ambos.

Lukestik reveló que en los dos últimos años fueron abordados con éxito nueve casos de pacientes formoseñas con este diagnóstico, los cuales “fueron detectados y tratados por equipos

Y añadió que en la actualidad el servicio está muy bien preparado para atender estos casos “desde la detección oportuna, en cualquier efector de salud que integra la Red de Salud Pública provincial, así como el seguimiento correspondiente hasta la intervención quirúrgica como también el tratamiento