Compartir

El gobernador de la provincia, doctor Gildo Insfrán, encabezará este martes la inauguración de una serie de obras estratégicas de infraestructura en Ingeniero Juárez.

Al respecto, el intendente de esta localidad del oeste provincial, Rafael Nacif, expresó a Agenfor que se trata de “obras que cambiarán la vida del poblador de Juárez”.

En este sentido precisó que el sistema lumínico a inaugurarse comprende desde el control de Gendarmería Nacional hasta el ingreso del terraplén deflector, con más de 7mil metros de largo, sumándose otro tramo sobre la Ruta Provincial Nº 39, desde la estación de servicio hasta el colegio del barrio Comleec.

Además se refirió al Matadero Municipal, obra que también se inaugurará, el cual cuenta con equipamientos modernos, como las cámaras frigoríficas, corrales metálicos, perforaciones, cisterna, tanque de reserva, colgadero, playa de faena, entre otras herramientas necesarias para su buen funcionamiento.

En cuanto al terraplén deflector de la localidad, explicó que se extiende más de 4500 metros, desde la Ruta Nacional 81 hacia la Ruta Provincial 39 Sur, con la función de, principalmente, de “contener el agua de las lluvias copiosas y evitar inundaciones en el pueblo” señaló y agregó que, “toda esa agua se encauzará al canal que viene de Santa Rita y se acopiará a los reservorios que se están construyendo en la planta potabilizadora”.

Pero también será una “especie de circunvalación para el transito pesado, es decir los camiones que ingresen por Ruta Provincial 39 con dirección al Bermejo” indicó.

Asimismo adelantó que los semáforos de la Ruta 81 y avenida J. Deguen, también serán inaugurados, junto a la pavimentación de las calles Belgrano, Fernando Anaquín y Saavedra.

“El Gobernador inaugurará obras realizadas con recursos propios del Estado provincial” puso en relieve Nacif, resaltando que todo es financiado íntegramente con recursos del Tesoro Provincial.

En esa línea remarcó que en ningún momento de la pandemia en Formosa han frenado las obras,  valorando la construcción de la nueva planta potabilizadora para paliar la falta de este recurso dulce, ya que Juárez “siempre ha sido reconocido mundialmente por el agua muy salada” expresó.

Y agregó que esta obra resolverá “los problemas históricos” de la localidad, remarcando que se trata de una planta de agua potable con capacidad ocho veces mayor a la actual, con una extensión de la red al 95%, lo que demuestra “avances muy significativos” enfatizó.