Reclamo de la provincia ante actuación de fiscalía federal

Compartir

La intervención de personal perteneciente a la Policía Federal Argentina por mandato de la Unidad Fiscal Federal con competencia en lo ambiental en la comunidad de La Primavera, realizando exámenes a determinadas personas y toma de muestras en espejos de agua cercanas, sin anoticiar en absoluto a las autoridades de la comunidad aborigen, genero una presentación del estado formoseño ante el referido fuero contencioso.

Así lo certifico el ministro de Gobierno, Justicia, Seguridad y Trabajo, Jorge Abel González, afirmando que “sin que mediara notificación de ningún tipo, y que mereció el airado repudio al sentirse avasallados –hicieron llegar por escrito- de las autoridades de la comunidad qom de La Primavera. Expusieron acerca de que un grupo de personas luego identificadas como actuantes de la Policia Federal con competencia en lo ambiental, tomaron muestras a determinados vecinos del lugar en un domicilio particular y también del agua de una laguna cercana y del riacho El Porteño, sin aclarar de que se trataba todo”.

Insistió en marcar que “nada se notifico a las autoridades de esas tierras, y sin mediar orden de allanamiento se vieron vulnerados, ya que se tratan de tierras privadas más allá del carácter de comunitarias. Les asiste el derecho legitimo de tener participación y consulta”.

 

Tras señalar que fue consultado informalmente sobre el particular, dijo que no se coordino ninguna medida, mucho menos con esferas especificas vinculadas a la política ambiental y en materia de salud. Se nos excluyó totalmente, lo propio a los dueños de las tierras indígenas, un atropello total como nos expusieron los dirigentes indígenas”.

Explico el ministro que “la provincia a través de la Fiscalía de Estado elevo una presentación al fuero federal actuante, haciéndole ver la gravedad de que se omitió la vigencia de medidas cautelares de la Corte Interamericana de Derechos Humanos y la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Las autoridades indígenas de esa comunidad que son los dueños

de esas tierras se vieron vulnerados en los derechos legítimos que les asiste, y pidieron que colaboremos en su amparo, algo que lo hicimos de inmediato porque se trata de un atropello a la autonomía institucional”.