Compartir

La fundación Afectos ponderó el alto grado de solidaridad expuesto por la comunidad en ocasión de los fenómenos meteorológicos ocurridos en esta ciudad y diversas localidades del interior, señalando que “se trata de la mejor actitud para que el impacto de esas situaciones pueda ser resuelto con rapidez”.

Lo hizo a través de su presidente, el agrimensor Antonio Taboada, quien comentó que la entidad cuenta con la participación de numerosos jóvenes que colaboran en las acciones que lleva a cabo sobre todo en los barrios de esta ciudad donde tiene funcionando lugares de asistencia comunitaria.

“Desde la creación de Afectos, hace 21 años, nos hemos sumado a las instituciones del estado provincial para colaborar en la atención de aquellos trances coyunturales como los que acabamos de soportar así como aquellos en los que por diversos motivos los sectores más vulnerables necesitan que estemos acompañándolos”, expresó.

Taboada considera que durante las situaciones emergentes que se registran los más importante es sumar de modo colectivo al interpretar que la única manera de superar las adversidades es interviniendo decididamente en el momento oportuno así como también en la gestión posterior , sobre todo cuando se trata de difundir mensajes orientadores sobre el modo de conjurarlas.

El dirigente social, quien también es presidente de la  comisión de Medio Ambiente de la Legislatura, dijo que las copiosas lluvias, la lucha contra el dengue y las realidades socio-económicas de determinados sectores de la población demandan acciones efectivas que , a su criterio, solamente se logran en unidad, organización y solidaridad.