Compartir

El intendente de Riacho He Hé, Rubén Solalinde, comentó sobre cómo repercutió en la localidad el temporal registrado en la noche de este miércoles 5.

Inició indicando que, para los productores agrícolas y ganaderos, significó “una gran bendición” y especificó que “cayeron 80 milímetros de agua”.

Además, en declaraciones recogidas por AGENFOR explicó que la alegría se debe al contexto de sequía que venían atravesando, ya que debido a ello se había tornado “una situación agobiante”.

“Esto va a fortalecer y recuperar los volúmenes normales de determinadas producciones, se va a poder sembrar algunos cultivos que no se estaban pudiendo hacer”, puso de relieve el jefe comunal.

También, en líneas generales, llevó tranquilidad al manifestar que se ha realizado un recorrido y no se han registrados daños materiales.

“Si bien al inicio hubo vientos fuertes y cayeron algunos granizos, no tuvimos afectaciones graves, pero sí se registró una gran cantidad de caída de agua primeramente a la noche y durante la madrugada”, concluyó.