Compartir

La nueva variante Ómicron del coronavirus presenta «un riesgo muy elevado» para el mundo, advirtió este lunes la Organización Mundial de la Salud (OMS). Al respecto el médico epidemiólogo Mario Romero Bruno consideró que en Formosa el riesgo mayor es su ubicación geográfica, en el límite con el Paraguay, por lo que dijo que habrá vigilancia y atención a las medidas que tome el vecino país.

En declaraciones a la Agencia de Noticias Formosa (Agenfor) el médico integrante del Consejo de Atención Integral de la Emergencia “Dr. Enrique Servián” se refirió a esta nueva variante que preocupa al mundo, y destacó como positivas las medidas preventivas de ingreso al país que adoptó el gobierno nacional, conocida la llegada de un crucero proveniente de África.

“Las medidas que está tomando Argentina son oportunas, a los que procedan de África se les pide un aislamiento de 14 días, un análisis de PCR negativa de 72 horas, un antígeno negativo al ingreso, medidas que ya demostraron que son las mejores” consideró.

En esa línea Romero Bruno valoró el esfuerzo que lleva adelante el ministerio de Salud de la Nación y las provincias en la aplicación de terceras dosis primero a personas de riesgo y adultos, para facilitar una mayor inmunidad, teniendo en cuenta la existencia de variante Delta en el país.

Sobre la situación epidemiológica actual de la provincia, señaló que existe un sistema sanitario fortalecido, que pasó con éxito un año muy duro con una buena cantidad de casos de coronavirus. Dijo que la provincia cuenta con infraestructura, personal, equipamiento y organización que permitieron hacer frente a la pandemia, y reconoció que el mayor riesgo de Formosa es siempre, su ubicación geográfica.

“Nuestro mayor riesgo es ser una provincia limítrofe, hay que ver cuáles son las medidas que pueda tomar Paraguay respecto a esta situación, siempre está la vigilancia y atención” subrayó.