Romero Bruno: “Vemos que muchas personas no se están cuidando y no cuidan a sus seres queridos”

Compartir

El médico epidemiólogo Mario Romero Bruno, indicó medianteun gráfico, cuáles son las consecuencias inmediatas de no respetar los protocolos sanitarios vigentes en la ciudad de Formosa.

En este sentido advirtió que “en el día de hoy lamentamos la mayor cantidad de fallecidos, tres personas en un solo día, y son 26 los fallecidos en nuestra provincia desde la aparición de la pandemia”.

Asimismo, reflexionó en que a más de un año de la aparición de la pandemia, los resultados evidencian que gracias a las medidas sanitarias establecidas por el Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID-19 “Dr. Enrique Servian”, se han salvado más de 900 vidas de formoseños y formoseños, comparando con el promedio nacional.

Sin embargo, lamentó que en la actualidad los casos vayan en aumento por el incumplimiento de los protocolos y que “la consecuencia directa de ello es el aumento de fallecidos”.

En este orden, Romero Bruno instó a la población a tomar conciencia y aguardar la llegada de más vacunas: “La vacuna, que es la esperanza, no está llegando a tiempo para salvar a más vidas y por eso debemos ser prudentes en nuestro accionar, en nuestro comportamiento. Si ya recorrimos un año, sólo nos queda unos tres meses más para alcanzar a salvar más vidas con la vacunación”.

“Vemos que muchas personas no se están cuidando y no cuidan a sus seres queridos. La imprudencia lleva a contagiarnos y contagiar a nuestros seres queridos y sabemos que el contagio va producir la muerte de alguno, el virus no discrimina”, recalcó.

Señaló mediante un gráfico, que en los primeros 30 días del año 2021 “que fue cuando comenzaron a aumentar la cantidad de casos”, el pico de positivos por coronavirus ocurre a mediados del mes de enero como producto de las fiestas y reuniones de fin de año, a lo que aseguró el especialista que “luego de haber cumplido la medida sanitaria de volver a quedarnos en nuestras casas y respetar los protocolos, se aplanó y demolió esa curva de contagios. Ése es el resultado de un trabajo en conjunto”.

En contrapartida, Romero Bruno detalló que “lo que está pasando ahora, es que a partir del 18 de febrero comienzan a aumentar los casos positivos diariamente, por lo que se vuelven a implementar las medidas sanitarias con el objetivo de volver a aplanar la curva de contagios, pero los casos siguieron en aumento producto de las movilizaciones que comenzaron el 5 de marzo, de las reuniones sin el respeto de los protocolos preventivos, de los jóvenes sin barbijo, y se evidencia el aumento de casos positivos que seguramente continuará si no cambiamos este comportamiento”.

Por último, el epidemiólogo resaltó que “es momento de darnos cuenta que esta evolución de la pandemia nos llama a la toma de conciencia, los jóvenes no se ponen a pensar que ponen en riesgo a sus propios padres. Pedimos que prime el amor al prójimo y la toma de conciencia para que podamos salir adelante”.