Samaniego: “La oposición debería pedir disculpas a la ciudadanía por haber hecho denuncias con datos falsos”

Compartir

Además, les sugirió hacer “un mea culpa” sobre cómo manejaron los fondos públicos cuando ocuparon cargos jerárquicos durante el gobierno de Mauricio Macri.

El diputado provincial oficialista, Agustín Samaniego, se refirió al sobreseimiento definitivo dictado por el titular del Juzgado de Instrucción y Correccional N°4, Marcelo López Picabea, al gobernador de la provincia, Gildo Insfrán, en la causa donde se investigaba el proceso de la restructuración de la deuda de la provincia, hace 12 años.

En ese marco, expresó que “la justicia llegó” porque “la verdad siempre triunfa, aunque a veces tarde”.

“En primer lugar lo que uno puede concluir es que se derrumba como un castillo de naipes una operación mediática y política que se ha fungido en el gobierno de mauricio Macri con sus representantes acá en Formosa para denostar al gobernador Insfrán, a la provincia y a un proceso de desendeudamiento muy importante”, indicó.

Por lo que, consideró, la oposición política local “tiene que salir a dar explicaciones a la ciudadanía, no con evasivas, de por qué han basado estas denuncias en cuestiones absolutamente falsas”; y anticipó que “van a buscar excusas, van a decir que la justicia es adicta, pero no debe existir la doble vara: cuando la justicia falla a mi favor, es buena y cuando algún juez no dicta de acuerdo a su parecer, la justicia es adicta y no puede ser así”, ya que “tenemos que ser ecuánimes, objetivos, equilibrados al juzgar un poder del Estado”.

“En segundo lugar, hablar del proceso de desendeudamiento que fue lo que intentaron disminuir en importancia, un proceso de desendeudamiento histórico en la provincia, porque en 2010, el gobernador Insfrán y todos los formoseños, producto de un gran esfuerzo, cancelamos la deuda que teníamos fundamentalmente y en moneda extranjera como es el dólar, una mochila pesada que aún tienen muchas provincias, Formosa hace doce años ya no la tiene”, resaltó.

Y agregó: “En tercer lugar hablar también de quién hizo la denuncia, fue un senador que fue concejal aliado estrechísimo de Gabriel Hernández, que fue el intendente, probablemente, más corrupto de toda la historia de nuestra ciudad y provincia”.

En ese contexto, Samaniego recordó que, junto con el hermano de Gabriel Hernández, que además es funcionario, “fueron los que promovieron esta denuncia”.

“Siendo que lo primero que deben hacer es un mea culpa, mirarse hacia ellos mismos y evaluar cuál fue el comportamiento que no fue del todo honesto, ni honorable, en la peor gestión, no sólo en cuestión de lo que sufrimos los ciudadanos capitalinos, sino en cuanto a corrupción, fue realmente la mas corrupta de toda la historia de Formosa”, aseguró.

También manifestó que “esto forma parte del juego político” y reconoció que, “el que transita esta vocación, que es la política, sabe que va a recibir bajezas, chicanas, todo está dentro del parámetro del paraguas político”, pero las diferenció de “estas denuncias que cuestionan el honor y la identidad de las personas y han burlado a la sociedad formoseña”.

“Tardó, porque tardó bastante, hace 12 años que se hizo esa denuncia, producto de una decisión conjunta entre la justicia federal que fue la que derivó a la justicia provincial y la justicia provincial fue la que sobreseyó al gobernador y esclareció que hay una inexistencia del delito”, argumentó.

Y añadió: “Hay que leer el fallo de 18 carillas y en base a datos jurídicos y políticos responder, nosotros hemos respondido y seguro va a haber otra operación de este tipo, pero deben, de cara a la ciudadanía, pedirles disculpas por haber hecho denuncias con datos absolutamente falsos”.

A su vez, el legislador catalogó a la oposición formoseña como “denunciadores seriales” porque “en vez de construir en la política, de presentar un proyecto político, de trabajar en la ciudadanía con propuestas alternativas al oficialismo que esa es la obligación de la oposición, solamente han estado en cuestión de denuncias”.

También remarcó que, durante el gobierno de Mauricio Macri, del que fueron aliados, “sí que había corrupción”, a causa de “un conflicto de intereses que mezclaban sus negocios privados con el dinero del Estado”; y ejemplificó con el mal manejo de fondos que hubo en el PAMI de la provincia que, en ese entonces, estaba a cargo de un representante opositor del macrismo local.

“Encima que hacen denuncias falsas, ellos mismos no hacen una introspección propia para ver cuál fue su proceder cuando tuvieron las posibilidades de manejar el dinero púbico, porque cuando lo manejaron lo hicieron de manera defraudatoria a la ciudadanía que había confiado en ellos”, sentenció.